21/08/2002

Progreso, Desarrollo y Colesterol

Unos hombres muy serios y antipáticos vestidos de negro vendrán a Iruñea a privatizarnos la energía. ¡qué cara! Cada vez que privatizan algo se llevan ellos los beneficios económicos y en el proceso a nosotras nos privan de lo más importante. Y parece que no van a parar hasta que nos priven de todo.  

(Reflexiones con motivo de la cumbre ministerial europea de la energía que tendrá lugar en Pamplona los día 27 y 28 de Abril.)

Unos hombres muy serios y antipáticos vestidos de negro vendrán a Iruñea a privatizarnos la energía. ¡qué cara! Cada vez que privatizan algo se llevan ellos los beneficios económicos y en el proceso a nosotras nos privan de lo más importante. Y parece que no van a parar hasta que nos priven de todo.

Para que una cumbre de estas sea posible existe un trabajo previo hecho a conciencia en las escuelas y universidades, en los medios de comunicación y en el ámbito cultural para poder así instaurar su sacrosanta Teoría Neoliberal llegando a calificar cualquier disidencia que la cuestione, de retrógrada, por enemiga del progreso y la modernidad. Y para que una gran mayoría, sin distinciones ideológicas de derechas o izquierdas haya asumido la bondad incuestionable de los conceptos de progreso, modernidad y desarrollo, ha sido necesaria una colonización mental de las personas. Si alguien es capaz de llenar las mentes de las gentes, inmediatamente se podrá servir también de sus corazones y sus manos.

Cuentan que el progreso brinda a los individuos seguridad y comodidad material pero lo que no suelen contar es que a cambio los reduce a unos perfectos inútiles, llenos de miedo y fáciles presas de la pasividad. La actividad, la iniciativa y la creatividad de cada cual han de limitarse al terreno de la productividad o a votar cada cuatro años . En el resto de los ámbitos sólo se incentiva la pasividad. (No hay más que ver la alergia que le produce al ejecutivo navarro la palabra referéndum.)

Dicen que las máquinas y la tecnología nos facilitan la vida, pero lo que no cuentan es que a pesar de los avances de la técnica, no tenemos tiempo para nada. Tampoco se toman en consideración las horas perdidas subsanando fallos de las máquinas caprichosas, o deshaciendo lo hecho erróneamente debido a algún que otro fallo humano. La técnica que ahora se ha convertido en la ideología de la dominación, proporciona una explicación suficiente para la no libertad, para la incapacidad de los individuos de decidir sobre sus vidas: La ausencia de libertad implícita en el sometimiento a los imperativos técnicos es el precio necesario de la productividad y el confort, de la salud y el empleo.

También se dice que el desarrollo es bueno e incuestionable, y en su nombre se construyen centrales hidroeléctricas, presas, (Itoiz, Narmada en la India, el alto Bio Bio en tierra Mapuche...) autovías, polígonos industriales, trenes de alta ferocidad, complejos turísticos y un largo etcétera. Pero rara vez se escucha que el desarrollo de la humanidad se concibe como un incremento continuo de la producción mediante la sustitución de las formas productivas tradicionales por otras de "mayor contenido científico y técnico" acompañado de las transformaciones sociales y culturales imprescindibles para hacer esa sustitución.

En algunas comunidades de los países "subdesarrollados" se ve vida en la calle, color, comunicación, tiempo; una producción artesanal y una tecnología de baja intensidad energética, relaciones de trueque, tejido social y control a pequeña escala de la producción y distribución. Se adaptan las necesidades a los recursos de la zona, y por lo tanto la supervivencia no se basa en la explotación de una tercera sociedad. Un arduo trabajo previo de colonización mental ha sido necesario para que veamos esa sociedad como atrasada, y por lo tanto desarrollable. No podemos olvidar que el nivel de desarrollo de un país se mide a través de indicadores de bienestar y de nivel de vida marcados por Occidente y es aquí donde de un modo etnocentrista y totalitario se decide lo que es bueno y malo para el resto del mundo. Este fundamentalismo está provocando millones de víctimas del desarrollo. Millones son la personas en este momento desplazadas debido a proyectos en su mayoría energéticos tales como presas, industrias, extracción de minerales y petróleo, complejos turísticos... El más escandaloso pillaje de materias primas y recursos se hace a la vista de todo el mundo en el nombre del bien común. En este proceso millones de personas pierden el honor, la dignidad, y las raíces culturales, étnicas y filosofales que proveen la base de la seguridad emocional y espiritual y el bienestar de sus poblaciones. Las mujeres, son las más perjudicadas ya que su ya larguísima jornada de trabajo se ve incrementada por todo lo anterior.

Simultáneamente también se da el fundamentalismo cultural cuando se menosprecian otros tipos de conocimiento que no cumplen con los parámetros culturales de la clase media urbana de Occidente. Por ejemplo, una niña indígena de 12 años aparecería en cualquier estadística del Banco Mundial como analfabeta y por lo tanto escolarizable. Sin embargo, esta niña conoce los nombres de unas 100 yerbas, arbustos y árboles de usos variados. Sabe qué plantas son fuente de fibra, cuáles son buenas como combustible y fuego y cuáles tienen usos medicinales. Sabe de cuidado de animales, agricultura, meteorología, construcción de casas, ecología, geología economía, religión y psicología.

El progreso y el desarrollo entrañan relaciones de absoluta dependencia y desposeen a la gente de sus mecanismos de autogestión. Cuanto más dependiente es un pueblo o una sociedad, mas desarrollada se considera. ¿No sería mejor que en lugar de intentar desarrollar las países llamados "subdesarrollados" y viviéramos nosotras más como "tercer mundo" para acabar con la explotación y el insostenible consumo energético y recuperar así muchas herramientas liberadoras que hemos perdido porel camino? (En el caso de Euskal Herria, el auzolan las batzarres, los consejos de barrio y de pueblo, la economía social sin fines productivistas...) También se rumorea que las personas somos violentas por naturaleza y que la competitividad es necesaria para la supervivencia de la especie; y también ¡qué casualidad! para el óptimo desarrollo del libre comercio. Pero nos han ocultado que hasta las mismísimas bacterias se organizan en equipo y cooperan unas con otras para sobrevivir.

Dicen que los países del Norte desarrollado han de seguir desarrollándose sin límites y que además eso es bueno. Es cierto que, aunque haya protestas contra los proyectos energéticos y de desarrollo en general, hay una creencia muy extendida de que son beneficiosos y deseables. Y esto es precisamente un tanto a favor de los ministros que se reúnen en esta cumbre. Su éxito radica en que la mayoría identifica como suyos propios los mezquinos intereses de la clase dominante aunque se tenga que conformar con las migajas que caigan de la mesa del banquete. Las autovías se bendicen como necesarias porque así llegaremos antes, aunque el tiempo ahorrado se pierda después debido a accidentes, atascos, peligrosos desprendimientos de túneles, etc... etc... Poca discusión se da también en torno a proyectos de desarrollo turístico, que además de llevar la ruina económica, ambiental y social a las comunidades donde se implementan, contribuyen a la banalización de los lugares, desposeyendo éstos de su idiosincrasia y vaciándolos de toda identidad.

Mucho trabajo se ha hecho y se hace para colonizar nuestra mentes y nuestras ideas con una serie de mitos que caen por el peso de su propia falsedad. Pero las personas desposeídas y privadas de todo cada vez somos más. De hecho, somos millones y ellos, una minoría. Ojalá descolonicemos nuestras mentes para ser conscientes de la dimensión de la desposesión de la que cada vez más almas somos víctimas. Ojalá nos convirtamos en el colesterol que coagule sus malas energías para que se de un efecto boomerang de implosión y revienten de una vez. Para que por fin recuperemos nuestro espacio vital.

* Beatriz Arana Ortiz 15.246.005Abiadura Handiko Trenaren Aurkako Asanbladaren kidea.

Artículos relacionados

Comentarios

Copyleft: Se permite la copia, distribución y uso de los contenidos de EcoPortal y Ambiente y Sociedad, siempre y cuando NO se utilice con fines comerciales y se reconozca la autoría. Agradeceremos se indique como fuente http://www.ecoportal.net. Las opiniones vertidas por visitantes o colaboradores en el sitio pueden no reflejar las ideas de los miembros de EcoPortal.net. Para la realización de este sitio utilizamos software libre.