Volver a comprar a granel

No hace tantos años todas las tiendas de consumibles vendían sus productos a granel. Ahora, en cambio, cuesta encontrar tiendas que ofrezcan a sus clientes la posibilidad de comprar productos sin envases. Este cambio de costumbre ha hecho incrementar de manera desmesurada los deshechos procedentes de una tarea que se hace tan a menudo, “la compra”. Para comerte unas galletas, por ejemplo, es muy probable que tengas que desenvolver como mínimo un cartón y un plástico antes de llegar al producto final. Si además a esto le sumamos que probablemente las hayas transportado hasta casa en una bolsa de plástico, la cantidad de deshechos que se generan en este acto tan cotidiano es escalofriante.