La ley “Bertha Cáceres”, camino a la Unión Europea

Javier Suazo

Más de 4 meses han transcurrido desde la fecha (2 de marzo de 2016) que fue asesinada la líder ambientalista y de derechos humanos, Bertha Cáceres. El gobierno de la República dio captura y puso a la orden de los tribunales de justicia a los autores materiales del crimen, no así, y esta es la percepción de la población hondureña y de organizaciones defensoras de derechos humanos, a los autores intelectuales.

Ley “Bertha Cáceres”, por asesinatos de líderes ambientalistas, camino a la UE

Más de 4 meses han transcurrido desde la fecha (2 de marzo de 2016) que fue asesinada la líder ambientalista y de derechos humanos, Bertha Cáceres. El gobierno de la República dió captura y puso a la orden de los tribunales de justicia a los autores materiales del crimen, no así, y esta es la percepción de la población hondureña y de organizaciones defensoras de derechos humanos, a los autores intelectuales.

Seguridad alimentaria con fríjoles jucos

Más allá del discurso político y de la especulación teórica de funcionarios de gobierno, la seguridad alimentaria del país dejó de ser un objetivo de política pública, ya que son manifiestos los problemas de falta de acceso de la población a los alimentos básicos inocuos, explicado no solo por la caída en la producción agrícola sino también por el creciente deterioro del ingreso de las familias y condición de pobreza. En el caso del objetivo de soberanía alimentaria, sigue siendo una aspiración a largo plazo de las organizaciones gremiales y de grupos de sociedad civil que trabajan con mujeres campesinas.

La pequeña unidad familiar campesina

Los campesinos se defienden del sistema incluso muriéndose, decía hace tiempo un connotado agrarista mexicano. En tiempos de crisis económica como la que enfrenta en la actualidad el sistema capitalista, hay que recréalos para que puedan alimentar a los pobres ¿ellos mismos? y a los pobladores de las zonas urbanas, incluyendo a las clases medias. En tiempos de auge, aumento sostenido de la inversión, PIB y el empleo, hay que proletarizarlos para que sean hombres libres y sirvan de mano de obra barata a la industria, comercio y servicios.