Síntesis final de la sección agua y minería. Marsella 2012: Foro Alternativo Mundial del Agua

La minería a cielo abierto se ubica muchas veces en las nacientes de los cursos de agua (glaciares). El agua de la superficie o subterránea primeramente se roba a las comunidades durante el período de explotación y luego se devuelve contaminada para siempre con metales pesados y otros tóxicos. En poco tiempo se llega al deterioro permanente de enteras cuencas hidrográficas, incluso hasta su desembocadura en el mar, con contaminación de zonas costeras. Así el agua no sirve más para uso urbano, para riego, o consumo de los animales de crianza, las tierras se van abandonando en forma definitiva.