Argentina

“Construimos casas que respiran”

Así resumió Remi Bouquet la tarea de Teko, nueva cooperativa de trabajo que se sumó al espacio de Economías Regionales de Pueblo Cooperativo, desde donde se practica y difunde la construcción de viviendas en armonía con la naturaleza y las formas de vida regionales lejos del dominio del cemento y el dióxido de carbono.

Teko se conformó hace 5 años en la ciudad de Santa Fe, donde diseñadores y arquitectos aunaron esfuerzos en la búsqueda de métodos alternativos de construcción de viviendas. Actualmente se integra por 18 miembros entre quienes también se sumaron profesionales de otras áreas como abogados y administradores de empresas en respuesta al crecimiento que viene experimentado la cooperativa, que al momento está participando en la construcción de 3 viviendas, 8 proyectos y ya tiene cuatro casas terminadas.

“Tenemos varios objetivos: generar otro tipo de construcción, facilitar la autogestión, contribuir en el desarrollo comunitario y difundir nuevas técnicas que tiendan a la economía ambiental. Es decir, construir casas con los materiales que ofrezca cada zona y de acuerdo al clima del lugar de que se trate”, explicaba Laura Rostagno, diseñadora, docente, estudiante de arquitectura y miembro de la cooperativa.

Se trata de un empresa que, a través de distintas técnicas como: bloques de tierra comprimidos, abobes, fajinas, quinchas, techos vivos y enchorizados, se construyen viviendas de bajo impacto ambiental que tienen como destinatarios principalmente a familias en espacios semi urbanos o con fuerte contacto con la naturaleza.

Independientemente de los costos, que en la mayoría de casos resulta un 20% más barato, construir bajo este paradigma presenta beneficios como el ahorro en calefacción y refrigeración, mayor absorción de la humedad y ondas sonoras, que contribuye de manera notable con la salud de sus habitantes. “Subsistimos por el producto de nuestro trabajo y nada más. Eso nos permite realizar talleres y ofrecer apoyo a distintas comunidades como lo que estamos haciendo ahora en Tecnópolis”, explicaba Mariano Pautasso, arquitecto e integrante de Teko, donde manda la horizontalidad y la equidad en la distribución de los ingresos, se gana de acuerdo a la cantidad de “horas- teko” trabajadas.

“Uno de los últimos logros que más orgullo nos da, es que a partir de este tipo de construcción logramos la aprobación de un crédito Procrear para la edificación de dos casas con tierra cruda, es decir, con materiales no convencionales”, contó Ariel Lugo, administrador de Teko, desde donde hace tiempo vienen acompañando todos las iniciativas crediticias que tengan que ver con la construcción sustentable, allí donde abundan los vacíos legales que la obstaculizan.

“Es algo que no es nuevo. Que, al contrario de lo que piensa todo el mundo, existió desde siempre y nosotros estamos tratando de recuperar. La tierra es el material con mayor presencia en las construcciones de todo el mundo”, decía Pautasso, mientras explicaba que este tipo de edificación nada tiene que envidiarle a la tradicional de ladrillo cocido.

Ecoportal.net

Pueblo Cooperativo

http://pueblo.coop/

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario

Busca en EcoPortal

TU APOYO ES IMPORTANTE!!!

Llamamiento

PROMOS ECOPORTAL – NATURA

Posts más compartidos