China

No es ciencia ficción: China tendrá una ciudad bosque, que no contamina

Se construirá en China antes del 2020. Con una capacidad para que habiten 30.000 personas, podrá absorber casi 10.000 toneladas de CO2 y producir 900 de oxígeno.

El Estudio a cargo es Stefano Boeri Architetti, SBA, conocido ya por los ‘edificios árbol’ en Suiza, Italia, Países Bajos y China.

Se ha elegido la zona montañosa de Guangxi, al sur de China para el proyecto que se extenderá unas 175 ha a lo largo del ríoLiujiang. Las construcciones que albergarán a unas 30.000 personas, estarán cubiertas completamente de una frondosa vegetación, un total 40.000 árboles y casi un millón de plantas de más de 100 especies.

Esto colaborará con la captación de unas10.000 toneladas de dióxido de carbono y57 toneladas de partículas contaminantes por año. Finalizada la obra y ya en funcionamiento, producirá aproximadamente 900 toneladas anuales de oxígeno.

Esta cubierta vegetal contribuirá a mejorar la calidad del aire y disminuirá la temperatura media, creando barreras naturales contra el ruido y mejorando también la biodiversidad de la fauna, al proporcionar un nuevo hábitat para las distintas especies de aves, insectos y animales pequeños que habitan el territorio de Liuzhou.

En cuanto al transporte, la ciudad no quedará aislada, se implementará una línea rápida de ferrocarril para coches eléctricos que conectarán con el centro de Liuzhou. De todas maneras, en la misma ciudad habrá centros comerciales, espacios recreativos, dos escuelas y un hospital.

Según el arquitecto Boeri, la ciudad bosque de Liuzhou contará con todas las conexiones aptas para el uso de nuevas tecnologías para funcionar como establecimiento urbano autosuficiente en materia de energías renovables. Este complejo dispondrá de energía geotérmica para su climatización interior, así como de paneles solares sobre sus techos. 
Esta será la primer ciudad del mundo que integreel uso de energías renovables,la autoeficiencia energética, y que aumentará la biodiversidad y reducirá la contaminación del aire, gracias a la multiplicación de las superficies urbanas vegetales y biológicas.

El arquitecto Boeri confía en que “esta experiencia servirá de referencia para animar a cada vez más arquitectos, planificadores urbanísticos, administraciones públicas y autoridades políticas a implementar, mejorar y multiplicar la construcción de nuevas ciudades bosque en China y otras partes del mundo”, y así colaborar con el cuidado del planeta. 

Los responsables del proyecto calculan que esta futurista y pionera ciudad estará terminada en 2020.

Ecoportal.net

Con información de:

https://www.muyinteresante.es/

http://www.efeverde.com/

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario

Busca en EcoPortal

Te invito

TU APOYO ES IMPORTANTE!!!