Educación Ambiental

Educación con conciencia ambiental

Ponerse la camiseta para sensibilizar a toda la población escolar sobre el cuidado del medioambiente y el uso responsable de las energías, es la consigna de los profesores y administrativos de la Escuela Básica E 53, Arnaldo Falabella de Estación Central. Con un trabajo que va más allá de un concurso en particular, la Escuela ha conseguido, a través de la educación medioambiental, obtener grandes resultados. Alumnos más participativos, con buenas calificaciones, y personas más concientes con la energía y el medio ambiente.

Por Daniela Badilla F.

Ponerse la camiseta para sensibilizar a toda la población escolar sobre el cuidado del medioambiente y el uso responsable de las energías, es la consigna de los profesores y administrativos de la Escuela Básica E 53, Arnaldo Falabella de Estación Central. Con un trabajo que va más allá de un concurso en particular, la Escuela ha conseguido, a través de la educación medioambiental, obtener grandes resultados. Alumnos más participativos, con buenas calificaciones, y personas más concientes con la energía y el medio ambiente.


Hace 3 años, desde que se inicio en nuestro país el concurso ICE (Inculcar Conceptos Energéticos), iniciativa llevada a cabo por Falabella y Johnson Controls, es que este establecimiento educacional participa, motivando y estimulando a la comunidad escolar para que llegue el día en que todos tengan incorporado conceptos medioambientales en sus vidas. Ese el horizonte que vislumbran a raíz del trabajo que hacen a nivel curricular. “Mientras nosotros les entreguemos las herramientas de respeto al medioambiente en que viven, nos damos por satisfechos”, recalca María Loreto Contreras, directora de la Escuela Básica, Arnaldo Falabella de Estación Central.

Pero la motivación no se queda sólo en el aula de clases. Desde este año, tienen el firme propósito de ser una escuela con certificación ambiental. Saben que el desafío es importante y están empeñados en tomar acciones para cumplir el objetivo.

Actividades que van desde la botánica hasta trabajar directamente con el entorno: enseñarles a plantar, recambio de ampolletas, crear hábitos de ahorro, instaurar sistemas de reciclaje intervención de los espacios públicos, es lo que han hecho hasta ahora, pero quieren más. Para ello están trabajando con el Departamento Medioambiental de la Municipalidad, porque están convencidos que, además de aprender los conceptos, es necesario actuar para que tengan resultados.

Una de esas acciones es participar del proyecto ICE. Desde el primer año, el concurso forma parte del quehacer educativo.

Katherine Zamudio, profesora de Ciencias Naturales y coordinadora del certamen y el profesor Miguel Hermosilla son los encargados de guiar el trabajo de los alumnos, si bien aclaran que la discusión el primer año no fue la esperada, desde la segunda versión, toda la escuela gira en torno al proyecto. Desde kínder a octavo básico, los profesores de las distintas asignaturas están participando, es un trabajo transversal e interdisciplinario. Por ejemplo: en lenguaje trabajan con cuentos, ensayos y poemas; en computación con proyectos de blog y edición de videos; en artes, la fotografía, la música, las manualidades y la pintura son el soporte creativo donde expresan sus ideas.


Para esta tercera versión, el elemento innovador es la utilización de las herramientas computacionales y tecnológicas. Con un trabajo científico-creativo a través de la realización de blog, están tratando de contribuir a educar al entorno en el uso sustentable de los recursos, preservar el medioambiente y motivar la generación de sistemas de energías no convencionales. “Para nosotros es importante que ellos sean un puente de difusión con su entorno. Ellos se dan cuenta que a veces las conductas no son las más adecuadas para utilizar los recursos, sin embargo, son capaces de revertir esos comportamientos”, asegura Karen Samudio.

Pablo Vidal, del 8º básico sabe de la importancia que tiene el concurso en la creación de conciencia, y para eso está diseñando un blog ambiental con opiniones y contador de ahorro en los electrodomésticos del hogar. “Me motiva participar porque es necesario ahorrar energía, no sólo por los altos costos que ésta tiene, sino que para cuidar el medioambiente para que las futuras generaciones puedan disfrutar de la naturaleza”. Arturo Dela “O”, su compañero de curso, tiene una opinión similar. “Antes los adultos no se preocupaban de este tema y creemos que nosotros tenemos que hacerlo”. Para ello está desarrollando un video explicativo sobre el cuidado de árboles nativos y la fauna que se está extinguiendo.

Sobre este mismo tema, Adrian Meza de 7º Básico está realizando un spot que mostrará cómo la irresponsabilidad del ser humano está provocando daños irreparables al ecosistema, “Yo participo porque además de ganarme el computador, quiero mostrarle a las personas cuáles son los daños que provoca no cuidar el medio ambiente”. En tanto, Jeniffer Pilquinao, quiere ofrecer soluciones. A través de entrevistas a su entorno, quiere enseñar qué acciones se pueden llevar a acabo para ahorrar. “Es importante apagar las luces y cortar el agua cuando no la estemos ocupando, cuidar los animales y árboles, no tirar papeles y ahorrar lo más que se pueda”.

Con un trabajo que va más allá de un concurso en particular, la Escuela Básica Arnaldo Falabella ha conseguido, a través de la educación medioambiental, obtener grandes resultados. Alumnos más participativos y con buenas calificaciones hasta personas más concientes con la energía y el medio ambiente. www.ecoportal.net

Daniela Badilla F.

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario

Busca en EcoPortal

Te invito

TU APOYO ES IMPORTANTE!!!

Posts más compartidos