Salud

Genómica y Salud Global

A fines del Milenio pasado, la Asamblea General de la ONU adoptó un documento llamado la “Metas del milenio para el desarrollo“. En el campo de la salud, se establecieron metas como mejorar la salud maternal, reducir en 2/3 partes la mortalidad infantil hasta el año 2015 y combatir enfermedades como el SIDA y la malaria.

Por RALLT

A fines del Milenio pasado, la Asamblea General de la ONU adoptó un documento llamado la “Metas del milenio para el desarrollo“. En el campo de la salud, se establecieron metas como mejorar la salud maternal, reducir en 2/3 partes la mortalidad infantil hasta el año 2015 y combatir enfermedades como el SIDA y la malaria.

A fines del Milenio pasado, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó un documento llamado la “Metas del milenio para el desarrollo“, donde los países pertenecientes a las NN UU se comprometieron a alcanzar cumplir con ciertos objetivos para reducir la pobreza y alcanzar el desarrollo sustentable. En el campo de la salud, se establecieron metas como mejorar la salud maternal, reducir en 2/3 partes la mortalidad infantil hasta el año 2015 y combatir enfermedades como el SIDA y la malaria.

Para cumplir con esta meta, el Secretario General de las Naciones Unidas Kofi Annan creó una serie de grupos de trabajo en ciencia y tecnología. Entre ellos está el grupo de genómica y salud global, quienes acaban de presentar un informe titulado “Genómica y Salud Global“.


A continuación se hace un breve análisis de lo que este informe propone.

El informe “Genómica y Salud Global“, elaborado por el grupo de trabajo sobre genómica y salud global, que forma parte del Proyecto del Milenio, propone alcanzar las metas del milenio relacionadas con la salud (reducir en 2/3 partes la mortalidad infantil hasta el año 2015 y combatir enfermedades como el SIDA y la malaria) a través de la genómica y otras técnicas moleculares relacionadas, por medio de las llamadas asociaciones público – privadas, mediante las cuales, los países industrializados auspician a sus propias empresas para que pongan en marcha planes de salud, actividades que han sido tradicionalmente llevadas a cabo por los Estados. Son una forma de privatizar la salud pública.

La genómica incluye la secuenciación del ADN (información genética) de los organismos vivos y la bioinformática. La secuenciación del genoma humano fue completado en abril del 2003, y fue celebrado como un paso tan importante para la humanidad como la llegada del hombre a la Luna (si alguna vez eso ocurrió). El proyecto involucró científicos de 20 países y costó 3 mil millones de dólares de fondos públicos. El proyecto genoma finalizó antes de lo programado debido a la competencia con una empresa privada Celera (cuyos científicos originalmente trabajaron para el consorcio público), quienes desarrollaron un método de secuenciación más rápido. Claro, la tecnología de Celera está patentada, y hay que pagar para tener acceso a la información.

Este reporte propone que los beneficios de la genómica puede contribuir a los países pobres del mundo, a alcanzar las metas del milenio en el campo de la salud. La idea subyacente del informe es que aspectos estructurales que generan los principales problemas de salud en el Tercer Mundo, como son la falta de infraestructura de salud y sanidad, limitaciones en el acceso a medicinas, la desnutrición, etc. puede ser solucionado con tecnología. Una tecnología que adicionalmente está patentada.

El informe además revela el reduccionismo científico de sus autores, al proponer a la genómica como una solución a problemas de salud, pasando por alto que las principales causas de mortalidad materno – infantil no son genéticas sino estructurales.

El estudio identifica diez tecnologías que podrían ayudar a alcanzar las metas del milenio relacionadas con la salud:

Diagnóstico molecular:

Es una herramienta que permite diagnosticar enfermedades infecciosas a través de identificar la presencia o ausencia de moléculas producidas por agentes patógenos en la sangre de los pacientes. Aunque este método puede ser útil, el principal problema que enfrentan los niños que mueren antes de los cinco años por enfermedades infecciosas, no es un problema de diagnóstico, sino de falta de acceso a agua potable y segura, a un tratamiento médico adecuado y otros problemas relacionados.

Vacunas recombinantes:

Para combatir enfermedades como la Hepatitis B y el SIDA.

¿Se ha comprobado la inocuidad de estas vacunas? La literatura ha reportado que existen numerosos riesgos relacionados con el uso de vacunas recombinantes, especialmente cuando se tratan del vacunas que utilizan ADN desnudo. Para mayor información sobre este tema pueden encontrarlo en (www.i-sis.org)

Bioremediación:

Que es una tecnología para descontaminación del agua, suelo, etc. mediante el uso de microorganismos. Los impactos de estas tecnologías no están suficientemente establecidos, y mucho más barato sería no contaminar el ambiente.

Secuenciación del genoma de los patógenos:

Se identifica este método como un instrumento importante para combatir HIV/SIDA, de tal manera que se pueda conocer el funcionamiento bioquímico de este patógeno. Esto es probablemente verdad, pero la medicina que existe al momento para aliviar los efectos de esta enfermedad está patentada, y los países con alta incidencia de esta enfermedad, especialmente naciones africanas, se han enfrascado en fuertes disputas en e seno de la OMC para les permitan otorgar licencias obligatorias o hacer importaciones paralelas de estos fármacos, sin ningún éxito hasta el momento. No existe ninguna seguridad que las investigaciones genómicas que se hagan en relación a esta enfermedad no vayan a estar “protegidas“ por alguna forma de propiedad intelectual, lo que favorecerá a las empresas portadoras de la patente.

Mecanismos de protección en contra de enfermedades de transmisión sexual, controlado por las mujeres:

Por ejemplo a través del desarrollo de microbicidas vaginales. El reporte hace mención a un principio activo encontrado en un alga azul verdosa, que podría ser introducido en una bacteria vaginal mediante ingeniería genética y ser usado como un microbicida contra el VIH. Aunque este tipo de productos podrían ser controlado fácilmente por las mujeres, en última instancia, son las empresas que producen estos compuestos, que posiblemente estarán patentados, quienes controlarán y se beneficiarán de estas tecnologías. Por otro lado, ¿se ha comprobado la inocuidad de introducir bacterias transgénicas en la vagina de la mujer?

Bioinformática:

Es la aplicación de programas de computación para analizar grandes cantidades de datos biológicos, y poner en bases de datos que pueden ser utilizados por investigadores. La bioinformática transforman algoritmos informáticos en datos biológicos. En recientes negociaciones sobre propiedad intelectual se está proponiendo el patentamiento de los algoritmos, lo que significaría que está tecnología podría estar aun mas controlada por las empresas transnacionales


Existe alrededor de 33 mil millones de datos sobre secuencias de ADN en el Centro Nacional de Información Biotecnológica del Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos, e intercambia información con centros similares en Japón y la Unión Europea. ¿Puede beneficiar esta información a los pobres del Tercer Mundo?. La base de datos AnoDB contiene información genómica y biológica sobre el anófeles. La idea es desarrollar nuevas medicinas y vacunas en contra de esta mortal enfermedad. Pero de nuevo, ¿quién nos garantiza que estos fármacos no serán patentados, y en última instancia, beneficiar a las empresas que controlen estas tecnologías?

Entre los cultivos propuestos se incluye el tan controvertido arroz dorado y otros cultivos que están siendo experimentados en distintos centros de investigación del mundo. Ante el problema de la desnutrición causado por problemas relacionados por ejemplo por la pérdida de soberanía alimentaria, por destinar las tierras que antes eran dedicadas a la producción de alimentos, etc. para producir productos de exportación y otros problemas estructurales similares, se propone la introducción de transgénicos, a pesar de los múltiples riesgos a la salud ampliamente documentados. Estos riesgos se exacerban en poblaciones desnutridas como las que se propone ayudar a través de las metas del milenio.

Proteínas recombinantes terapéuticas:

Usando tecnologías recombinantes, los investigadores pueden insertar genes humanos en bacterias o levaduras, para que estos produzcan proteínas terapéuticas. Para esto se usan bacterias tales como Escherichia coli. Pero mucho más eficiente es el uso de células de mamíferos. Sin embargo, es muy difícil mantener células de mamíferos en condiciones in vitro, por lo que se propone el desarrollo de animales transgénicos específicamente diseñados para este propósito. Ellos podrían producir estas proteínas por ejemplo en la leche, orina o semen. El informe además ve buenas posibilidades en los tan criticados cultivos farmacéuticos: maíz o tabaco que producen proteínas humanas.

Por otro lado, ¿Se ha probado la inocuidad de estas proteínas, antes de introducirlas masivamente en el Tercer Mundo?

Químicos combinatorios:

Debido al mal uso y abuso de los antibióticos, existen patógenos que han desarrollado resistencia a una amplia gama de antibióticos. Los químicos combinatorios han sido diseñados para este tipo de fenómenos. Los métodos combinatorios son técnicas automatizadas para hacer muchos distintos tipos de compuestos químicos. La colección de compuestos obtenidos conocidos como librerías son evaluados biológicamente para conocer su valor terapéutico. De acuerdo al reporte, estas técnicas utilizan robots para hacer las preparaciones y evaluación de los compuestos.

¿Se adaptan estas técnicas a las necesidades de salud del Tercer Mundo?

Una vez que el informe describe las distintas tecnologías relacionadas con la genómica y su potencial para el Tercer Mundo, propone que tipo de gobernanza se necesita para poner en marcha un Plan Global de Genómica.

La idea es tener una red global de individuos preocupados que provengan de distintos sectores como la industrias, las organizaciones no gubernamentales y gubernamentales, los que establecerían un mecanismo de consulta de abajo hacia arriba, asociaciones público privadas, alianzas, redes y coaliciones, en el campo de la genómica y la salud (como otras ya existentes y ampliamente criticadas como el NEPAD, que es una iniciativa para el desarrollo en África).

Entre las tareas de esta gran coalición por la genómica entre otras, serían:

promover el uso de la genómica
propiciar la participación de distintos actores
diseñar iniciativas financieras para iniciativas públicas y privadas para el desarrollo de la genómica, es decir buscar financiamiento a la empresa privada para que más tarde esta puede lucrar de los pobres, y a nombre de la salud pública
examinar las leyes de propiedad intelectual y otras consideraciones éticas y legales, para explorar distintos modelos de propiedad intelectual, de tal manera que la genómica cumpla con su función social (no se proponen un modelo que no reconozca propiedad intelectual)

Se recomienda que los países deberían construir sus capacidades nacionales en el campo de la genómica a través de:

Fortalecer a las instituciones académicas y la investigación pública, para crear una base científica más sólida en el país. Aunque este es un objetivo muy importante, la pregunta es si la genómica constituye una prioridad de investigación para mejorar la salud de nuestros países.
Entrenar a la gente, para crear un capital humano capaz de adaptar, usar e innovar biotecnologías. En este punto también hay que preguntarse si esta es la prioridad de nuestros países
Promover la cooperación internacional y nacional, para crear nuevos canales de intercambio de conocimiento y comercio (en el campo de la genómica y la biotecnología, por supuesto)
Mejorar el ambiente político (a través por ejemplo de leyes y regulaciones sobre propiedad intelectual), para incentivar el desarrollo de capacidades en el país. Esto significa que todas las potencialidad que podría tener la genómica (aunque muchas de estas tecnologías han sido cuestionadas desde el punto de vista de sus riesgos a la salud y al ambiente) serían objeto de derechos de propiedad intelectual, y por lo tanto, controladas por las empresas que porten esas patentes
Fortalecer el desarrollo del sector privado y estimularlo que este sector aborde problemas relacionados con los problemas de la salud de la población y fortalecer las relaciones públicas y privadas para crear un nuevo campo de bienes y servicios biotecnológicos. Lo que aquí se está planteando es la privatización de la salud pública, y en general es un llamado para que los Estados pobres del Tercer Mundo utilicen fondos públicos para desarrollar la biotecnología y la genómica en sus países, para que en última instancia, se beneficie la empresa privada.

En definitiva, luego de hacer una lectura a estas propuestas sobre salud global y genómica, nos preguntamos si las Naciones Unidas está seriamente comprometida en la tarea de cumplir las metas del milenio, lo que significa reducir la pobreza y promover el desarrollo sustentable para el año 2015, tal como lo acordaron todas las naciones, o si es otro mecanismo más para favorecer a un puñado de empresas transnacionales que quieren ampliar sus ganancias a nombre de los pobres, al tiempo que ponen en riesgo a las poblaciones más vulnerables del Tercer Mundo, a través de las tecnologías propuestas en este informe.

Red por una América Latina Libre de Transgénicos (RALLT)

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario

Busca en EcoPortal

TU APOYO ES IMPORTANTE!!!

Llamamiento

PROMOS ECOPORTAL – NATURA

Posts más compartidos