Transgénicos

Mentiras claras y Verdades oscuras: Bush y la geopolítica energética

Hacer un seguimiento detallado al discurso energético de Bush es tarea fácil considerando que cualquier cosa que diga es publicada en tantos medios disponibles y la investidura que le acompaña. La dificultad puede estar en descifrar hacia donde apunta la acción que George y su clan llevarán a cabo para cumplir sus promesas, o cubrir sus mentiras descaradas sin quedar expuestos.

Por Eleuteria Uhuru

Hacer un seguimiento detallado al discurso energético de Bush es tarea fácil considerando que cualquier cosa que diga es publicada en tantos medios disponibles y la investidura que le acompaña. La dificultad puede estar en descifrar hacia donde apunta la acción que George y su clan llevarán a cabo para cumplir sus promesas, o cubrir sus mentiras descaradas sin quedar expuestos.

Hacer un seguimiento detallado al discurso energético de Bush es tarea fácil considerando que cualquier cosa que diga es publicada en tantos medios disponibles y la investidura que le acompaña. La dificultad puede estar en descifrar hacia donde apunta la acción que George y su clan llevarán a cabo para cumplir sus promesas, o cubrir sus mentiras descaradas sin quedar expuestos.

Los acontecimientos actuales del globo demuestran un incremento del antinorteamericanismo que no pasa desapercibido, y que ha llegado a ubicarse en un 75%. La columna vertebral de ese rechazo lo constituye la política imperial de EEUU para cubrir su voraz consumismo energético.


En palabras de Noam Chomsky, los dos grandes imperios del planeta en este tiempo son los EEUU y la opinión pública mundial con el poder que esta genera. Es la batalla que libra el imperio por decir mentiras claras y callar verdades oscuras, y que cada día se van descubriendo.

En este escrito se resume, tanto como es posible, algunas de esas verdades y mentiras, así como la estrategia de Washington para mantener su hegemonía.

El Discurso Mediático

El 26-09-2005, el presidente de EEUU se dirige al congreso de esa nación para solicitar una flexibilización las leyes y reglamentos relacionadas con la construcción de refinerías. [1] Esa misma semana Bush urge a su gente para que utilice transporte público, aunque en esa nación no existe tal cosa [2].

Bush justificó esas intervenciones aludiendo al impacto producido por los huracanes Kathrina y Rita en la producción en el Golfo de México, y el consecuente incremento del litro de gasolina a 2.35$/galón (unos 1.365 bolívares por litro). Sin embargo, al observar el telón de fondo geopolítico petrolero en que éstas declaraciones se dan, se deduce mucho… mucho más.

Por su parte , desde Johannesburgo, el ministro del petróleo de Arabia Saudita, Alí al-Naimi, deja correr la noticia (el 27-09-2005) que esa nación “posee bajo su suelo 200.000 millones de barriles de crudo sin explotar”. ¿De dónde saldrán esos barriles? Según al-Naimi de las nuevas tecnologías disponibles en mercado. Llama la atención que ésta declaración se publica cuando ya es conocido que las estructuras geológicas del gigantesco Ghawar, de las cuales la última descubierta fue Shaybah en 1967, dan signos claros de iniciar agotamiento definitivo.

El 30-09-2005 la Srta. Condoleeza Rice exterioriza su repudio al mundo árabe y dice que “es imposible dejar Irak” y remata diciendo que salir de esa nación sería dejar la región en “manos de asesinos bárbaros, enemigos de la libertad”[3].

La Mentira oficial: Bush, ¿sabe o no sabe?

Si ponemos esas declaraciones juntas y en perspectiva, y conociendo algunos de los indicadores de la producción petrolera mundial, podemos concluir que estamos en la antesala a una crisis energética, en la cual el gran consumidor planetario intentará apropiarse por la fuerza de los recursos hidrocarburos del Golfo Pérsico y Venezuela. Los halcones de Washington continuarán la práctica de 4 elementos:

Política de mano dura sobre naciones con importantes reservas petroleras.

Insistir en que la tecnología evitará un “pico de producción mundial” en el corto plazo.

Defender su alianza con Arabia Saudita, quienes harán cuanto malabarismo sea necesario con sus números de reservas para aparentar que se puede cubrir la voracidad del imperio.

Convencer, a través de las transnacionales petroleras, a Oriente Medio y demás productores del llamado “mundo en desarrollo”, de que es mejor producir rápidamente sus reservas para poder satisfacer la creciente necesidad de consumo.

En ese escenario, aparece Bush el 06-02-2006 y promete que EEUU “reducirá la dependencia del crudo del Medio Oriente en un 75% para el 2025”. Menos de una semana después, el 12-02-2006, aparece Peter Robertson, vicepresidente de Chevron, y desde la ciudad de Yida en Arabia Saudita declara que “Bush no entiende el mercado petrolero, y desconoce acerca del abastecimiento global de energía [4].

La especulación da espacio a reflexionar si realmente Bush no sabe lo que pasa o si la realidad es que tiene en su mira algún otro país (es) fuera del Golfo y que le sea proveedor seguro y confiable, preferiblemente en el mismo continente americano….

Los números contradicen a Bush

El petróleo es la mayor fuente de energía primaria, supliendo el 36% del consumo energético mundial. La Agencia Internacional de Energía (AIE) predice que el consumo de energía se incrementará en su conjunto un 1.7% al año durante el periodo 2002-2030. El incremento de consumo de petróleo será un 1.6% al año y el de gas 2.3%.


Sin embargo, los numeros reales son casi el doble que la conservadora predicción de la AIE, pues la demanda alcanzó los 82.4 millones de barriles por día durante el 2004, lo que representa un incremento de un 3.4% con respecto al 2003. Ese incremento es insostenible en el corto plazo.

Con esa tendencia el consumo de petróleo se incrementará un 50%, y el de gas un 80%. De modo que los números y tendencias de consumo contradicen el discursito endulzante de Bush y su clan.
Hablan los petrolero$

En mayo del 2005 se reunieron representantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), en París. Varios voceros del mundo energético expusieron hechos concretos y predicciones, distintas al discurso de Washington. Destacan algunas declaraciones como estas:

Eivind Reiten, presidente de la empresa Hydro (productora de hidrocarburos y tercera mundial de aluminio) resaltaba que “la demanda energética se incrementará como mínimo un 50% en las próximas décadas. Si debemos llenar esa brecha con petróleo necesitaríamos un abastecimiento diario de 10 nuevas Arabias Sauditas”. Luego agrega que “la energía no sólo requiere un cambio de la industria, sino de todos nosotros también. Debemos ser honestos y con valentía decir al mundo los cambios que debemos afrontar, la increíble magnitud de la demanda energética del futuro y los aspectos temporales críticos”.

Thierry Desmarest, Presidente de Total, hizo referencia a la producción requerida para el consumo presente y futuro, señalando “a escala global, cada año se debe incrementar la capacidad de producción un 5%”. Luego al final de su exposición aclara “en el caso del petróleo no estamos convencidos que en este escenario la producción mundial pueda crecer un 50% durante los próximos 25 años”. [5]

La cenicienta… El asunto ambiental

A la larga lista de alertas ambientales del planeta se sumaron en el 2005 voceros como Mark Serreze, del centro de datos sobre hielo. Interpretando los datos de 30 años de observación satelital, señaló en Septiembre del 2005 que la tasa de descongelación del Artico es del 8% anual, y a ese paso no habrá hielo para el 2060. ¿Consecuencias? Inundaciones a granel en el planeta [6].

Shell acaba de recibir una demanda por 1.500 millones de dólares en Nigeria, pues las familias de la tribu Ijaw exigen pago por el daño ambiental causado. En Ecuador la Chevron tiene demandas pendientes por 30.000 millones de dólares por razón del ambiente. Hay otros muchos casos similares que muestran la creciente presión de los pueblos que luchan por su supervivencia en un mundo que comienza a ahogarse con su propio humo y bajo el calor y radiación ultravioleta.

El 07-12-2005 desde la conferencia de la Unión Geofísica Americana (AGU) se presentó una investigación por James Hanson (pionero en identificar el problema del calentamiento global en los años 80). Hanson hizo una advertencia que palideció a los asistentes “el mundo solo tiene 10 años para frenar el calentamiento global”[7]. Por otro lado, asesores del gobierno Británico anuncian desde Groenlandia que su capa de hielo corre peligro de derretirse este milenio, lo que aumentará el nivel de los océanos en 7 metros [8]. Finalmente, desde Europa ya se habla de la amenaza de sequías, incendios forestales y migración de especies animales, debido al problema climático asociado al incremento en las emisiones del C02.

Informes recientes señalan que “entre los años 1997 y 2003 EEUU ahorró 1.711 millones de toneladas de CO2 importando bienes desde China. Pero por su parte China incrementó en 7% sus emisiones, por lo que se estima que se ha incrementado el volumen de emisiones. De modo que solo hay una mudanza de la fuente de emisiones para simular descenso pero siguen en carrera meteórica hacia arriba, pues EEUU solo ha movido sus empresas a suelo Chino usando mano de obra barata y evadiendo impuestos".

El ganador… El Asunto financiero

Mientras tratamos de aprender a organizarnos para defender la supervivencia de la especia de la voracidad del capital petrolero, las transnacionales tuvieron en el 2005 su mayor ingreso de todos los tiempos gracias a los altos precios del barril. BP reportó ganancias por 19.000 millones de dólares, Exxon obtuvo 36.000 millones y Shell 23.000 millones. Entre estos tres gigantes obtuvieron cerca de 78000 millones, suficiente para cubrir mas del 10% de la investigación y desarrollo de energías alternativas para 1 o 2 décadas.

Esperanza de náufragos… La Tecnología

Políticos y gobernantes hablan de las bondades que producirá el llamado secuestro de CO2 inyectándolo en yacimientos depletados de viejos pozos petroleros, o la generación de plantas libres de CO2 para reducir las acumulaciones en la atmósfera. Cabe destacar que los expertos esperan que esas opciones pudieran estar disponibles, pero la primera tiene un alto costo asociado que la hace no comercial y la segunda no estará lista antes del 2020 [9].

Otros hablan de la fisión y fusión nuclear para generar electricidad sin generar emisiones. En verdad que 1kg de Uranio contiene entre 2 y 3 millones de veces la energía de 1 kg de petróleo o carbón, pero no se aclara que hacer con los desechos y la realidad de una existencia limitada de Uranio en el planeta, además de su monopolio por parte de los países con arsenal militar nuclear. En todo caso, existen informes procedentes de Europa indicando que las plantas de fusión nuclear estarán disponibles, pero no antes del 2050 [10].

Los que desarrollan las bondades del hidrogeno se han topado con enormes desafíos, entre ellos que la celda promedio para vehículos dura unos 20.000 km, eso es aproximadamente un año de manejo a un promedio de 100 km/h. Por otro lado el pico del platino, requerido para la implementación del hidrógeno, llegaría mucho antes que el del petróleo. Finalmente, convertir cada vehículo en los EEUU a combustión de hidrógeno requerirá de tanta energía eléctrica que ese país necesitaría cubrir la mitad de California con aerogeneradores o 1.000 plantas nucleares nuevas [11].

Un ultimo ejemplo es el caso de la energía solar a través de paneles. Si se suma todas las células fotovoltaicas en funcionamiento en el mundo en el 2004, se dispone de unos 2.000 megawatts, que equivale a lo que producen dos termoeléctricas a carbón. Se necesitan el equivalente de cuatro cuadras de Manhattan en equipos solares para producir la cantidad de energía distribuida por una sola gasolinera por día. Necesitaríamos cerca del 25% del territorio de un país como Venezuela cubierto de paneles solares para cumplir con la demanda global con energía solar, mientras la superficie actual de los existentes cubriría 17 km2 [11]].

Quien suscribe cree en que la combinación de las fuentes de energías alternativas podrá mitigar parte de la voracidad energética del planeta, pero duda que la avaricia del capital internacional y la ignorancia y negligencia de los gobernantes permita que eso ocurra sin lagrimas, sudor y sangre.

¿Cuánto cuesta la energía del futuro?

La A.I.E. estima que la inversión requerida para modernizar la infraestructura y expandir la capacidad de suministro de energía para el 2030, equivale a 16 trillones de dólares de EUA. El foco de esa inversión es electricidad industrial con casi 10 trillones, de los cuales China requiere 2 trillones. Los sectores de gas y petróleo deben invertir -cada uno- 3 trillones, y la industria del carbón 4 trillones.

A principios del 2003 parecía descabellado pensar que el barril rebasaría los 70 dólares, pero ocurrió. Hoy se habla de la barrera de los 100 dólares, y al paso de EEUU, la UE, China, e India, luce inevitable llegar a ese precio. El punto está en el cómo y el cuándo: Irán, Siria y Venezuela parecen escogidos para ser parte de una historia difícil en este sentido, lo que me lleva al punto final de este escrito.

¿Viene el Armagedón?

Resumamos lo expuesto y saquemos conclusiones:

Una economía cada vez más dependiente de hidrocarburos.

Un recurso hidrocarburo que inicia su fase de declive en producción.

Las grandes ganancias de las transnacionales y sus países de origen mientras la mayor parte de la humanidad batalla para cubrir sus necesidades básicas alimentarías.

Un planeta a punto de catarsis por la infame contaminación del consumismo energético del imperio.

Fuentes alternativas en estado incipiente de desarrollo, de alto costo y riesgo de inversión, y cuyo desarrollo se ve limitado porque a su vez depende de otros recursos que solo existen en cantidades reducidas en el globo.

Un imperio con un arsenal sin comparación, pero sumamente costoso e impagable sin guerras que justifiquen su existencia.

Nos preguntamos el enfoque que utilizará EEUU ¿Prefiere Bush invertir en tecnologías cuyo éxito no está garantizado, imponer una política para reducir el consumo de una sociedad adicta al petróleo, o ponerle la mano a los hidrocarburos de Irán, Siria y Venezuela?

Luce mas realista esperar que Bush vaya por la yugular de Irán, luego Siria. En el supuesto negado que Venezuela no negocie las reservas de la Faja con las transnacionales pudiera pensarse en una aventura desde Falcón, o desde Colombia por el Zulia o -como sugieren los gusanos en Miami- entrando a Cuba esperando que Chávez participe para apoyar a los Cubanos y justificar la acción. Este requiere análisis más extenso por conocedores del tema. www.ecoportal.net

Referencias:

* Publicado en soberania.org
[1] BBC, Londres, el 27-09-2005. «Bush quiere abrir mas refinerías».
[2] El Nacional, 27-09-2005. Bush urge al uso de transporte público.
[3] BBC, Londres, 01-10-2005. Rice: imposible dejar Irak.
[4] Miami Herald, 12-02-2006. Jim Krane, declaraciones de vicepresidente Chevron en Arabia Saudita. [5] La OCDE admite el `peak oil’ y el Sr. Andris Piebalgs lo oculta. Febrero 15, 2006.
[6] Mark Serreze, del Centro Nacional de Datos sobre la Nieve y el Hielo (NSIDC, por sus siglas en inglés), Boulder, Colorado, EEUU.
[7] James Hanson, conferencia AGU 2005.
[8] Groenlandia en riesgo, 30-01-2006.
[9] Deutsche Bank Research, Fuentes de Energía después del petróleo, Dic. 2004 y Sep. 2005.
[10] Marcell Coderch, El espejismo nuclear, Febrero 15- 2006.
[11] Miguel Webb, La Vida Luego del Colapso Petrolero.

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario

Busca en EcoPortal

TU APOYO ES IMPORTANTE!!!

Llamamiento

Posts más compartidos