Últimas noticias

Ver más noticias

¿Querés apoyarnos?

¡Enteráte!

Entidades que apoyan a Ecoportal

Apoya nuestro trabajo

¡Con tu aporte beneficiarás a todos nuestros visitantes y suscriptores!

suscripciones

Gobierno, extractivismo y pueblos originarios

22/05/12 Por Darío Aranda

Una masiva e inédita marcha de pueblos originarios llegó en mayo de 2010 a Plaza de Mayo y fueron recibidos por la Presidenta. Había una larga lista de reclamos, en primer lugar el territorio, que chocó de lleno contra la política de estado de extracción de recursos naturales. Nunca trascendió el contenido de la reunión. MU reconstruye ese momento histórico, donde se pasó de los agradecimientos y la esperanza, a las críticas y la decepción.

¿Qué significa hoy ser inteligente? ¿Cuál es el paradigma del progreso? ¿Cuál la diferencia entre tierra y territorio? ¿Hay alternativas al modelo extractivo? ¿Qué víctimas de los genocidios argentinos tienen derechos a exigir qué? Estas y otras tantas preguntas se disparan al conocer una conversación clave: la que mantuvieron en Casa de Gobierno 15 representantes de los pueblos originarios con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Un debate frontal, sin medias tintas, de un tema central que está fuera de la agenda electoral, pero que es vital para comprender el modelo de país que está en marcha hoy y afectará el futuro de varias generaciones.

Mayo de 2010

Bicentenario de la Argentina. Celebraciones en el centro porteño. Y una movilización histórica de los pueblos originarios durante ocho días desde los extremos del país. Una Plaza de Mayo que, por primera vez, desbordó de gente para escuchar voces indígenas. Y una reunión con la Presidenta que comenzó con agradecimientos mutuos y clima ameno, pero pronto pasó a las respuestas insatisfactorias, chicanas, reproches y se transformó -para las comunidades- en decepción. Por primer vez, se hace público el contenido de la reunión, donde la Presidenta advirtió que priorizará la actividad petrolera por sobre las comunidades, les pidió ser "inteligentes" para aceptar los avances de la modernidad y finalizó con un implícito cruce sobre qué sector sufrió más en la historia argentina.

Marcha inédita

Nunca en doscientos años los pueblos indígenas habían llegado con tanta masividad hasta el centro del poder político de Argentina. Y el reclamo fue simple y claro, el mismo de los últimos dos siglos: territorio, rechazo a las empresas que los desalojan y justicia frente a los atropellos del pasado y el presente. "La tierra, robada, será recuperada", había sido el canto con el que las comunidades de diez provincias ingresaron a Plaza de Mayo. Aclararon que no marchaban para festejar el Bicentenario, sino para "mostrar que seguimos vivos". La marcha había comenzado el 12 de mayo en Jujuy, Misiones y Neuquén, atravesó diez provincias y contó con la presencia de los pueblos kolla, mapuche, qom, diaguita, lule, huarpe, wichí, mocoví, guaraní, vilela, sanavirones y guaycurú. Elías Maripan, de la Confederación Mapuche de Neuquén (CMN), arengó desde el escenario. "Los pueblos originarios están de pie, dignos y conscientes de sus derechos", gritó con el puño en alto. La multitud lo ovacionó. Y quince dirigentes indígenas ingresaron a la reunión con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

La reunión comenzó con la palabra de tres dirigentes de la marcha. Todos agradecieron a la Presidenta por haberlos recibido y, de distinta manera, todos remarcaron logros de la gestión kirchnerista. Como segundo paso, todos marcaron -diplomáticamente- los reclamos.

David Sarapura, Coordinadora Qollamarka de Salta:

-"En 200 años de Estado argentino no se ha sido incluyente para los pueblos indígenas. Hasta hoy se sigue perdiendo territorio, los hermanos siguen perdiendo vida por defender el territorio".

-"Están en riesgo crítico hoy los pueblos originarios si no se toman medidas contundentes en bien de igualdad".

-"Nosotros no tenemos nada que festejar en este Bicentenario (…) En nuestros territorios hubo una conquista cruel".

-"Está en la mano de usted resolver estos problemas pero acompañado por nosotros con humildad".

-"El territorio es para nosotros la farmacia y el supermercado (…) Para qué vamos a pedir escuelas, para que vivienda, para que vamos a pedir salud si no hay territorios donde los pueblos indígenas puedan estar".

Jorge Nahuel, Confederación Mapuche de Neuquén:

-"Estamos convencidos de que es una deuda histórica que el Estado tiene y que ya no da para más, que el Estado tiene que comenzar a tomar medidas de fondo, profundas, porque la situación de marginación cultural, política, económica de los pueblos indígenas no tiene que ver con la época".

-"Se han aprobado numerosas leyes, constituciones, declaraciones universales como la de Naciones Unidas sobre derechos de los pueblos indígenas. Estamos en un momento único desde el punto de vista normativo y desde el reconocimiento de derechos, lo que falta de manera urgente son políticas de implementación de esos reconocimientos, tenemos un tremendo escollo en las políticas provinciales, porque los gobiernos provinciales son gobiernos represivos".

-"Las medida que hay que tomar son urgentes"

-"No hemos encontrado otro momentos histórico más propicio para una propuesta de acuerdo, de pacto con el Estado como este momento, y por eso nos parece que el Bicentenario es el mejor escenario para tomar esta medida".

-"La propuesta tiene como ejes la reparación territorial, reparación cultural educativa, reparación económica. Le estamos proponiendo al Estado que se cree un fondo permanente especial porque la única forma de garantizar políticas de desarrollo político para sostener planes de vida que los pueblos están llevando a adelante a pan y agua es un fondo permanente que el Estado pueda asignar."

-"Nosotros tenemos aquí como una política destinada a los pueblos indígenas, pero siempre hemos dicho que el INAI no puede dar respuesta acabada y adecuada para toda la realidad de las más de treinta naciones que hay en Argentina. Creemos que no tiene la entidad suficiente, el presupuesto suficiente no tiene la capacidad administrativa, jurídica, política para dar respuesta y por eso los conflictos no terminan nunca".

-Nos animamos a proponerle la creación de un ministerio de política indígena, que sería una forma más adecuado de relacionarse con los pueblos indígenas y tratarnos como ciudadanos de primera y no como desde un enfoque de pobreza nada más. Porque si se enfoca siempre desde el lado de pobreza la única soluciones para los pueblos indígenas es la comida, darle de comer, y nosotros necesitamos políticas territoriales, educativas, de fortalecimiento indígena y todas esas son deudas que el Estado tiene con los pueblos indígenas".

-Venimos con mucha expectativa de lo que usted nos va a responder a todas estas demandas que le estamos planteando.

Milagro Sala, Tupac Amaru de Jujuy:

-"La ley en mi provincia no se cumple. Hay una ley que dice que no hay que desmontar, la tierra nuestra, y se sigue desmontando. Hay ley que dice que hay cuidar el medio ambiente y se sigue destrozando el medio ambiente".

-Tenemos claro que los pueblos originarios no se está teniendo en cuenta y queremos que se comience a tener en cuenta".

-"Hay veces que nos roban la tierra (…) Allá cayó una empresa de la noche a a la mañana y dicen que descubrieron petróleo, y están los hermanos de los pueblos originarios, y los están corriendo las topadoras".

-"Si eso (la contaminación y violencia) significa el avance tecnológico (…) no lo queremos el avance tecnológico porque la Madre Tierra se ha enojado por todas las cosas que estamos haciendo con la tierra, con el agua, se sigue contaminando".

-"En esta marcha, con el corazón de Kolla, con el corazón de india, siento mucho orgullo, y dijimos vamos a hablar con la Presidenta porque la Presidenta nos va a dar una solución a nosotros".

-"Elegimos esta fecha para que nos tengan en cuenta y ya no nos usen, como algunos, yo no digo que usted pretende, pero en algunos lugares nos usan como foto de turista, y no queremos que nos usen".

Presidenta Cristina Fernández de Kirchner

-"(Hay que) ver el tema de las tierras también (…) Vivimos en un sistema jurídico en el cual no podemos violarlo ni pasar por encima de lo que establecen las leyes y en eso quiero ser absolutamente clara y sincera y sería falsa e hipócrita si por quedar bien les digo una cosa que no es. O sea el derecho de propiedad no lo inventé yo (…) Lo que nosotros tenemos que hacer es que con las leyes que han sido sancionadas reconociendo los derechos a los territorios de los pueblos originarios es trabajar con esa base"

-"Las cosas han cambiado, el mundo ha evolucionado y si te descomponés y te tengo que operar no te puedo operar en el medio del monte te tengo que operar en un hospital, con el instrumental (…) ¿Se entiende lo que digo? Porque sino caemos en lo otro, que es en el indigenismo, como una deformación del respeto a las culturas de los pueblos originarios".

-Además de trabajar mucho hay que hacerlo con la inteligencia y racionalidad de conservar los grandes valores culturales que cada pueblo trae, pero también aceptar las cosas que la modernidad nos da para poder vivir mejor".

-"Milagro, el tema del petróleo, bueno, el petróleo es una cosa que la necesitamos también, porque yo quiero contarles como presidenta de la República Argentina que si no tenemos petróleo en la República Argentina el petróleo lo tengo que importar, y si lo tengo que importar tengo que destinar muchos recursos que podría destinar para otras cosas para importar petróleo, si lo encuentro acá en el país es mejor para todos, esto no significa que la gente que por allí necesariamente… y fijense que estoy diciendo algo que por ahí alguien va a querer tirarme un piedrazo por la cabeza, pero como yo digo lo que pienso (…) quiero serles absolutamente sincera, nosotros tenemos que… el caso este que vos me decías, si hay petróleo en un lugar y los que están allí tiene que ser… en todo caso llevar a ese contingente, de compañeros, a otro lugar exactamente con las mismas características y condiciones, pero no podemos dejar Milagro de sacar el petróleo porque lo necesitamos para poder desarrollarnos, para poder vivir".

-Creo que tenemos que ser, por sobre todas las cosas, es inteligentes. Ser inteligentes no nos va a hacer menos tributarios de nuestras culturas originarias, al contrario, lo que tenemos que hacer en todo caso es poder participar de los beneficios de esas cosas que se encuentran y lograr que si te vas a a otro lugar, en ese otro lugar te pongan una escuela, un hospital, un dispensario (…) o sea utilizar nuestra inteligencia para poder negociar porque esto es también parte de las concesiones (…). Antes también negociaban y cuando no se ponían de acuerdo había guerras y nadie quiere tener ninguna guerra".

-"Si actuamos con inteligencia y el sentido de mejorar, de progresar, que no significa renunciar a lo que uno piensa, pero… yo escuché sonar celulares aquí, ustedes tienen celulares, no están negándose, no se comunican como antes con humo, necesitás el celular para comunicarte y no significa que dejes de ser un PPOO, por eso yo creo que tenemos que ser realistas también, sinceros y sensatos ¿no? Si suena el celular y te comunicás por celulalr, un instrumento de la modernidad terrible como pocos, eso no significa que te tengas que vestir como quieren en un supermercado o en un shoping, pero tampoco niegues las ventajas que ha traído el progreso y además, que vos también estás utilizando".

-"Los que más han persistido en el tiempo son los que más inteligentemente han podido ir superando las transformaciones y los cambios".

Quiebre

Al menos tres aspectos habían cambiado el ánimo de la reunión.

1- No hubo ningún anunció concreto por parte de la Presidenta respecto a los pedidos de la marcha.

2- La confirmación de que el modelo extractivo (en este caso ejemplificado con el petróleo) iba a tener prioridad por sobre el territorio indígena impactó a los dirigentes indígenas. Ninguna, ni Milagro Sala, de conocida adhesión al Gobierno, tomó bien esa respuesta. La hipótesis de que se daría otra parcela "exactamente" igual puede cuajar en un productor rural o un habitante de ciudad, pero para los pueblos originarios no existen dos sitios iguales e intercambiables. Cada territorio tiene su particularidad, aún más si allí han vivido los ancestros, hay cementerios y sitios sagrados. Incluso la legislación nacionales e internacional reconoce derechos sobre el territorio y donde las empresas y estados deben respetar tiempos y procesos de los pueblos indígenas.

3- El discurso de la Presidenta duró 14 minutos y 57 segundos. Llamó en nueve oportunidades a ser "inteligentes" para negociar y aceptar los cambios. También llamó a ser "realistas" y "sensatos".

La reunión iba a terminar, pero de imprevisto tomó la palabra Paz Argentina Quiroga, Amta (guía espiritual) del Pueblo Nación Warpe de San Juan.

-"Como autoridad espiritual del Pueblo Warpe le pido que tenga una reflexión en relación a estas cuestiones porque no es sólo un problema de discriminación, es una deuda histórica que el país de los argentinos que va a cumplir 200 años todavía tiene".

-"No hay medidas políticas en relación a lo planteado desde hace casi 40 años."

-"Soy capaz de decirle en la cara y mirándola a los ojos (…) Voy a decirle a usted, tenemos mucha inteligencia".

-"En nuestros territorios no vemos la aplicación de una sola de las leyes"

-"No se trata sólo de organizarse y ser inteligente cuando tenemos un territorio avasallado por las trasnacionales, las de minería en particular".

-"Tenemos más de la mitad de nuestra provincia desértica, no hay agua, no tienen agua los pueblos para tomar. ¿Qué tendremos que hacer? ¿Una marcha por el agua? Son muchas marchas ya (…) No hay medidas efectivas para resolver".

-"No es un problema de tierras, es un problema de te-rri-to-rio, donde están nuestros glaciares, nuestras montañas sagradas, que son la génesis de nuestro pueblo".

-"(Según los gobiernos) Estamos dentro de los pueblos vulnerables. ¿Somos vulnerables? ¿Después de cinco siglos? (Silencio) Esa es mi pregunta, hemos resistido y ¿somos vulnerables?

-El día estuvo nublado hoy. ¿Eso sabe lo que significa? Estaba nublado, así siento… yo entre acá… ahora no siento lo mismo.

-Mi pueblo jamás entró en guerra con nadie, somos un pueblo espiritual y de re-sis-ten-cia (…) Hemos resistido pero también necesitamos de un estado nacional y provincial que ejecute las leyes"

De inmediato tomó la palabra Delfín Gerónimo, del Pueblo Diaguita de Tucumán.

-Señora Presidente, la pregunta es… nosotros hace un par de semanas hemos presentado documentos con una serie de puntos y trata problemas que atraviesa a todos los pueblos indígenas. Y el objetivo de hoy era llevar una respuesta concreta de usted respecto a estos problemas que atraviesan a nuestro pueblo. Quería saber si ha usted le a llegado ese documento y si tiene alguna respuesta a esos puntos.

Presidente (con un tono ya muy distinto al del inicio de la entrevista):

-"No sé si se enteraron que llegué hoy a la mañana de mi obligaciones como presidenta de América latina, Caribe y Mercosur en la cumbre de Europa. Los he recibido hoy, y tengo unas cuantas reuniones más. Todo esto lo vamos a tratar con Alicia (Kirchner) y tal cual les he dicho les vamos a dar respuesta en el marco de lo que estuve hablando antes".

-Mis responsabilidades están sobre todos, sobre ustedes y los casi 40 millones de argentinos que viven acá en la República Argentina (…) Todos me demandan cosas y está bien, para eso soy la presidenta de los ar-gen-ti-nos".

-"Respeto a que este Bicentenario estamos igual o peor que siempre, el anterior centenario mi querida amiga y compañera se celebró con estado de sitio, había represión, muerte, tal vez no de lo pueblos originarios y sí de los que habían venido de Europa, de socialistas, anarquistas, comunistas".

-Todos hemos sufrido en los 200 años, es más hay un montón que ni siquiera lo pueden contar, porque no están, más o menos 30 mil, había compañeros míos y de mí edad y desaparecieron, o sea que yo creo que el respeto por los sufrimientos debe ser por el resto de todos los que hemos sufrido en estos 200 años"

-Ahora estamos un poquito mejor que hace cien años y un poquito mejor que en 2001 cuando en esta Plaza (de Mayo) no reprimieron a los indígenas y a los pueblos originarios que no estaban, reprimieron a argentinos que vivíamos aquí, que vinieron a protestar por lo que estaba pasando o el 14 de junio cuando yo estaba y vinimos a protesta por lo que estaba pasando en Malvinas en 1982 (…) La historia contémosla completa y no pensemos que la historia empieza y termina con nosotros mismos. Esto no es así, no es así".

Pocos aplausos, y cierre de la reunión.

Pocos minutos después, por cadena nacional, en el Salón de las Mujeres del Bicentenario, la Presidenta anunció la firma de dos decretos (700/10 y 701/10). Se otorgaron becas de estudios, se financiarían diez radios FM y una radio AM para las comunidades y se creó una comisión para analizar la situación de la propiedad comunitaria indígena. Ninguna de las medidas de fondo que solicitaron en la marcha de ocho días. Tampoco se pidió perdón (en nombre del Estado) por el genocidio de los pueblos originarios y ni siquiera se suplantó el feriado del 12 de octubre. De manera unilateral, el Gobierno lo rebautizó como "Día del respeto a la diversidad cultural". Muy lejos del pedido de las comunidades, que habían solicitado sea suprimido como feriado (se instaure el 11 de octubre como "último día de libertad") o se lo considere como fecha de duelo y memoria.

Epílogo

A pocos días del 12 de octubre de 2011, Paz Argentina Quiroga, Amta (guía espiritual) del Pueblo Nación Warpe, escribió una reflexión sobre lo sucedido en Casa de Gobierno:

-La marcha de los pueblos indígenas de mayo de 2010 marcó, un antes y un después en la vida de este país. Ese río de pueblos que inundó Buenos Aires (…) fue el acontecimiento histórico más importante que se produjo en estos doscientos años de historia que celebró el estado argentino, dándonos la espalda una vez más.

-No fue un fracaso porque no hay respuesta de los reclamos planteados. La marcha permitió el encuentro y el reencuentro de miles de ancianas y ancianos, autoridades naturales de nuestros pueblos y de nuestras comunidades (…) acompañados por la fuerza y energía de los jóvenes.

-La marcha dignificó la presencia indígena en la ciudad. Provocando una nueva mirada en los hermanos no indígenas.

-El sujeto colectivo es un sujeto histórico. Somos memoria, somos historia, somos pueblo en el ciclo vital de la vida. Y ser significa, ser sujeto, pueblo. Y estar de pie. Y la Marcha mostró eso: los pueblos indígenas somos y estamos de pie. Y no sólo en la Resistencia, sino en la lucha por recuperar nuestros territorios y organizarnos para defender nuestras familias, nuestras semillas y nuestra identidad.

-El silencio ante los reclamos y propuestas por parte de la Presidenta ha sido ratificadas en el trascurso de este año (…) Queda demostrado una vez más que hay un modelo de país que mantiene ese "pecado original" de la República Argentina, que se constituyó con un orden social y jurídico a partir del genocidio, desaparición de personas, muerte, pobreza, destrucción de culturas y de nuestra Madre Tierra.

-Los territorios no son "recursos", sino por el contrario: nuestra propia vida.

-Al estar sin respuestas nuestros reclamos y propuestas, nos hace pensar que una vez más quiénes nos gobiernan nos dan la espalda, intentando conformarnos con anuncios (como los producidos el 20 de Mayo de 2010 en Casa Rosada),que carecen del espíritu de una verdadera reparación histórica y no solucionan los verdaderos conflictos en los territorios donde habitamos. www.ecoportal.net

Darío Aranda – Argentina - Artículo original publicado en el periódico MU (de la cooperativa LaVaca) de octubre de 2011.

Audios: http://lavaca.org/recuadros/el-debate-de-fondo/

Comentarios de los visitantes sobre este artículo

Suscribete GRATIS a "Ambiente y Sociedad", nuestra publicación semanal de Noticias y Novedades ambientales con mas de 120.000 suscriptores, envía un mensaje a subscribe@ecoportal.net