insectos escarabajo
imagen: Pixabay
ECO-NOTICIAS Internacionales

La extinción masiva de insectos sería catastrófica

Los científicos han estado advirtiendo durante mucho tiempo sobre una extinción masiva de insectos debido al cambio climático, la pérdida de hábitat y el uso extensivo de pesticidas. De hecho, según un nuevo estudio, en muchas de las áreas más afectadas, el número de insectos ya se ha reducido a la mitad como resultado de la agricultura intensiva y el cambio climático.

En el estudio publicado en la revista Nature , un equipo de investigadores del University College London explica que numerosos grupos de insectos están perdiendo en todo el mundo debido al doble golpe del aumento de las temperaturas y la expansión de la agricultura intensiva.

“Muchos insectos parecen ser muy vulnerables a las presiones humanas, lo cual es preocupante a medida que el cambio climático empeora y las áreas agrícolas continúan expandiéndose”, dice Charlie Outhwaite, científico del Centro de Investigación sobre Biodiversidad y Medio Ambiente de la universidad.

Los científicos detrás del estudio analizaron un gran conjunto de datos de abundancia de insectos y riqueza de especies de áreas de todo el mundo, incluidos unos 750.000 registros para casi 20.000 especies de insectos. Luego compararon la biodiversidad de insectos en diferentes áreas en función de dos variables: qué tan intensiva ha sido la agricultura en un área determinada y cuánto calentamiento ha sufrido el clima local.

Descubrieron que en áreas sujetas a agricultura de alta intensidad y marcado calentamiento, el número de insectos es un 49% más bajo en promedio que en la mayoría de los hábitats naturales sin calentamiento climático registrado. El número de especies diferentes también fue un 29% menor en las áreas afectadas.

Las áreas tropicales han visto las mayores disminuciones en la biodiversidad de insectos como resultado del uso intensivo de la tierra y el cambio climático, según descubrieron los investigadores.

No hace falta decir que estas son malas noticias para el medio ambiente y los ecosistemas en las áreas afectadas.

Los insectos son imprescindibles

“La pérdida de poblaciones de insectos podría ser perjudicial no solo para el entorno natural, donde los insectos a menudo desempeñan un papel clave en los ecosistemas locales, sino que también podría dañar la salud humana y la seguridad alimentaria, en particular con la pérdida de polinizadores”, explica Outhwaite.

“Nuestros hallazgos pueden representar solo la punta del iceberg, ya que hay pruebas limitadas en algunas áreas, particularmente en los trópicos, donde descubrimos que tienen reducciones bastante altas en la biodiversidad de insectos en las áreas más afectadas”, agrega.

Algo alentador, en áreas de agricultura de baja intensidad y con hábitats naturales situados cerca, los insectos logran hacerlo mejor a pesar del aumento sustancial de las temperaturas. En áreas donde las tres cuartas partes de la tierra están cubiertas por hábitat natural, las poblaciones de insectos han disminuido solo un 7 %, en comparación con una disminución del 63 % en áreas comparables donde solo una cuarta parte de la superficie terrestre tiene cobertura de hábitat natural.

“Muchos insectos dependen de las plantas para tener sombra en los días calurosos, por lo que la pérdida de hábitats naturales podría dejarlos más vulnerables al calentamiento del clima”, señalan los científicos.

Menos alentador, los efectos de las personas en las poblaciones de insectos pueden ser incluso mayores de lo que sugieren sus resultados porque este estudio no tuvo en cuenta otros factores como la contaminación del agua y del aire provocada por el hombre.

“Los daños ambientales de la agricultura de alta intensidad presentan un desafío complicado a medida que tratamos de mantenernos al día con las demandas de alimentos de una población en crecimiento”, observa Tim Newbold, científico del Centro de Investigación de Biodiversidad y Medio Ambiente de la UCL.

“Anteriormente descubrimos que los insectos polinizadores son particularmente vulnerables a la expansión agrícola, ya que parecen ser un 70% menos abundantes en las tierras de cultivo de alta intensidad en comparación con los sitios silvestres. El manejo cuidadoso de las áreas agrícolas, como la preservación de los hábitats naturales cerca de las tierras de cultivo, puede ayudar a garantizar que los insectos vitales aún puedan prosperar”, enfatiza Newbold.

Por Daniel T. Cross. Artículo en inglés

Acerca del Autor

Daniel T Cross

Daniel T Cross, es un escritor y editor experimentado que ha trabajado para varios periódicos y revistas prominentes en todo el mundo, incluidos The Christian Science Monitor, The Washington Post, The National Post, The Guardian, The Jerusalem Report, The South China Morning Post, The Bangkok Post y The Sydney Morning Herald. Como periodista, ha cubierto numerosos temas ambientales en profundidad.

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario