Tu vida no tiene precio

El control mundial se logra manteniendo alejada a la humanidad de su verdadera naturaleza, si se nos mantiene todo el día ocupados detrás de: llegar a ser alguien, que me compro, donde voy, de quien me enamoro, quien vino o se fue, la casa de tus sueños, religiones, tv, entretenimientos, et­c., para que tu mente nunca frene, el control es total.
Nunca llegaremos a descubrir que especie hermosa somos, (tu mente no tiene límites, te los pusiste, te los pusieron) todo lo que buscas siempre estuvo en tu interior. Namaste.