Alimento-Estrella

Leche de avena

Ayuda a disminuir el colesterol malo, es una fuente excelente de nutrientes esenciales como grasas omega 3 (nueces o almendras), proteínas de alto valor biológico, es un excelente sustituto a la leche de vaca lo que evita las alegrias alimentarias y las personas intolerantes a la lactosa la pueden tomar y es la base líquida ideal para preparar licuados, smoothies y acompañar a los cereales durante el desayuno, y por si fuera poco es muy económico hacerla en casa.

Ayuda a disminuir el colesterol malo, es una fuente excelente de nutrientes esenciales como grasas omega 3 (nueces o almendras), proteínas de alto valor biológico, es un excelente sustituto a la leche de vaca lo que evita las alegrias alimentarias y las personas intolerantes a la lactosa la pueden tomar y es la base líquida ideal para preparar licuados, smoothies y acompañar a los cereales durante el desayuno, y por si fuera poco es muy económico hacerla en casa.

Ingredientes:
1 taza de avena cruda (no instantánea)
3 – 4 tazas de agua, según la consistencia que quieras que tenga la leche
12 almendras (o nueces del tipo pecana)
Canela molida al gusto
Esencia de vainilla al gusto
Miel o estevia al gusto
Rinde 3 o 4 tazas

Preparación:
Deja remojando la avena y las almendras por separado con suficiente agua filtrada toda la noche. A la mañana siguiente escuurre el agua excedente y coloca ambos ingredientes en la licuadora, agrega la cantidad de agua deseada según quieras la consistencia, incorpora la canela, vainilla y el endulzante a tu gusto. Muele a toda velocidad hasta que se incoproren perfectamente todos los ingredientes. Cuela la mezcla con un colador muy fino y guarda tu leche de avena en el refrigerador en frascos de vidio máximo por 2 días. No tires el excedente, te servirá para hacer unas galletas de avena.

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario