Europa

Califican de insuficientes acuerdos de la Unión Europea sobre cambio climático

Diversas organizaciones internacionales calificaron de insuficientes y faltos de ambición los acuerdos pactados por líderes de la Unión Europea
(UE) el viernes 24 de octubre a quienes acusan de hacer cedido a la presión de las industrias más contaminantes.

El Consejo Europeo aprobó el acuerdo marco sobre energía y clima para 2030 con los objetivos principales de conseguir un 40 por ciento de reducción de gases de efecto invernadero respecto a los niveles de 1990, conseguir una participación de las energías renovables del 27 por ciento en el consumo final de energía y mejorar la eficiencia energética en un 27 por ciento.

El objetivo para las energías renovables será vinculante para el conjunto de la UE pero no se desglosará en metas nacionales obligatorias.

Se reafirma el comercio de derechos de emisión como instrumento principal para conseguir el objetivo de reducción de emisiones. Las emisiones de los sectores afectados por este régimen (ETS) deberán reducirse en un 43 por ciento en 2030 respecto a 2005.

Herman Van Rompuy, presidente del Consejo Europeo, escribió en su cuenta de Twitter que el acuerdo es la estrategia “más ambiciosa jamas acordada en el mundo”.

Sin embargo, diversas organizaciones ambientalistas expresaron su decepción por la falta de ambición e incluso expresaron que los representantes europeos viven fuera de la realidad.

WWF comentó que “Los grandes contaminadores estarán contentos porque podrán escapar de una señal inequívoca en materia de precio por contaminar durante al menos otra década”.

Al disminuir el ritmo de la acción de la UE, el Consejo ha rebajado notablemente lo que se espera de Europa a nivel internacional en política climática observó la WWF, debido a que el acuerdo adoptado marca el camino de la política de lucha contra el cambio climático hasta 2030.

Según esta organización ambientalista internacional los objetivos pactados “son profundamente inadecuados” porque “nos enfrentamos al que probablemente es el año más cálido, las olas de calor y las inundaciones están golpeando ya a Europa y los países en vías de desarrollo están sufriendo impactos más fuertes”.

“Los países europeos deben fijar objetivos que lleven a una transición rápida y justa desde los combustibles fósiles hacia las renovables y la eficiencia energética. Hasta que no lo hagan, no pueden continuar diciendo que son líderes en cambio climático”, expresó WWF.

Por su parte Greenpeace afirmó: “La lucha global contra el cambio climático necesita un tratamiento de choque radical, pero lo que la UE está ofreciendo en el mejor de los casos una bocanada de sales aromáticas”.

“Europa puede y debe hacer más para detener los impactos más devastadores del cambio climático”, subrayó en un comunicado.

Sacrifican nuestro futuro

Jason Anderson, responsable de clima y energía de la oficina europea de WWF, afirmó que “Los líderes europeos están sacrificando nuestro futuro apostando por una política corta de miras. El resultado de hoy parece destinado a contentar los intereses de la vieja economía, a costa del bienestar de los ciudadanos y de las industrias del futuro”.

“Aquellos Estados miembros de la UE que ven los beneficios de tomar medidas por el clima tendrán que llenar los vacíos legales europeos con su política interna, pero esta acción será limitada ya que se necesita una respuesta política a nivel europeo” agregó Anderson.

Para Samantha Smith, Líder de la iniciativa global de clima y energía de WWF remarcó que “los países europeos tienen que establecer objetivos dirigidos a lograr una transición rápida y justa hacia un modelo energético basado en las renovables y la eficiencia energética. Hasta que no lo hagan, no podrán considerarse líderes climáticos”

Exigencias de cara al futuro

WWF declaró que para que las decisiones del Consejo no detengan el avance de la UE en materia de clima y energía, debe apoyar una evaluación sobre la brecha entre las reducciones previstas y las necesarias para mantener el calentamiento global por debajo de los 2ºC.

Esa evaluación servirá para presionar a los países con el fin de que refuercen sus compromisos, comenzando por la propia UE, que debería revisar sus objetivos ante la falta de ambición mostrada por el Consejo.

Asimismo, se requiere que la UE elabore una batería de medidas eficientes más que focalizarse en el Comercio de Derechos de Emisión. Destacó la necesidad de revisar la Directiva de Eficiencia Energética y efectuar cambios en el mercado de emisiones y en las infraestructuras para permitir un mayor consumo de energías renovables.

La introducción de estándares de emisiones obligatorios evitaría que las mayores contaminantes pongan en peligro el proceso de descarbonización, puntualizó.

La Comisión Europea necesitará presentar una propuesta de gobernanza muy bien articulada para acelerar el desarrollo de la eficiencia energética y las energías renovables en los Estados miembros.

Ello se debe a que el Consejo ha puesto en riesgo la implementación de los objetivos de eficiencia para la UE y a nivel nacional al descartar fijar objetivos nacionales obligatorios para las energías renovables.

Ecoportal.net

Servindi

http://servindi.org/

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario