Granjas solares en los desiertos

Aumentar el número de granjas solares en todo el mundo contribuirá significativamente a la independencia energética y estilos de vida neutrales en carbono. Construirlos en campos de hierba y en los tejados es un lugar común. ¿Se podría resolver el complejo problema de la energía renovable optimizada con una solución simple como colocar paneles solares en los desiertos?

Es fundamental analizar el rendimiento de los paneles solares en todos los entornos para determinar su durabilidad y eficacia. Esto incluye la experimentación con granjas solares en el desierto para analizar su rendimiento frente al impacto ambiental. La concentración de luz solar los convierte en escenarios ideales para almacenar grandes cantidades de energía, pero ¿es así de simple?

Los beneficios estándar de los paneles solares aumentan potencialmente en un clima desértico debido a una exposición más directa a la luz solar. Los doseles de los libres no impiden que los rayos lleguen al suelo y las nubes son menos comunes que en otros lugares. El terreno más plano es ideal para la fácil instalación de paneles solares. Esto es visible por las granjas solares más grandes del mundo que dominan grandes extensiones de desierto.

La fuerza del sol en los desiertos podría almacenar suficiente energía para proporcionar energía las 24 horas del día, los 7 días de la semana, sin interrupciones a pesar del clima o la hora del día. Esto incluye capacidad adicional en caso de que los generadores necesiten energía durante un apagón o un desastre natural.

Beneficios económicos, ambientales y sociales

También podría ayudar al medio ambiente al crear estabilidad económica en los países menos desarrollados de todo el mundo. El acceso a la energía solar podría facilitar un mayor avance tecnológico, creando oportunidades laborales y mejorando la salud y el bienestar de los ciudadanos.

Estas oportunidades afectan el clima al permitir que las personas tengan más libertad para elegir su camino profesional. Por ejemplo, podrían escapar de un sector dañino para el medio ambiente como la moda rápida o la minería y aventurarse en la sostenibilidad. Nadie tendría que recurrir a los combustibles fósiles porque era el único trabajo disponible.

¿Los paneles dañarán las plantas y los animales nativos?

Para lograr los objetivos climáticos globales de reducción de gases de efecto invernadero, será necesario acelerar los proyectos relacionados con la infraestructura de energía renovable. Sin embargo, adaptarse demasiado rápido en la implementación de granjas solares podría resultar perjudicial para la vida silvestre residente. Esto es especialmente cierto ya que los paneles solares pueden emitir energía adicional, liberándola en forma de calor.

Esto puede dañar las áreas circundantes o hacer que el ambiente se caliente aún más. También cambiaría drásticamente otros patrones climáticos, como la cantidad de lluvia. La alteración del medio ambiente podría tener sus impactos a menos que los materiales alternativos puedan mitigar este efecto secundario, sin afectar principalmente a los desiertos.

Ubicar paneles solares en áreas más remotas de los desiertos es una opción que puede atraer a los conservacionistas. Sin embargo, los efectos a largo plazo de las granjas solares en estas áreas también deben explorarse, ya que no siempre contamos con datos adecuados para tomar decisiones informadas sobre la vida silvestre local.

La instalación de paneles solares puede amenazar a las tortugas, iguanas y otros animales excavadores porque tenemos que excavar para poner a tierra los paneles. Esto podría tener un efecto dominó al interrumpir los patrones de crecimiento óptimos de la flora y, posteriormente, afectar la reproducción de los insectos. Las personas pueden estar causando daño ambiental a pesar de las ganancias de energía, especialmente si la instalación de paneles o la demolición causan la eliminación de la vida silvestre.

Devolver la vida a los desiertos

Sin embargo, algunos sugieren que los parques solares y eólicos podrían devolver la vida a desiertos como el Sahara si el clima cambiara. El desierto más grande del mundo sería capaz de producir varias veces las necesidades energéticas del planeta.

Uno de los proyectos más recientes para impulsar paneles solares en el desierto es Crimson Solar Project, una misión para construir una instalación fotovoltaica en 2,000 acres de tierra desértica en California, propiedad de la Oficina de Administración de Tierras de EE. UU. Este proyecto, finalizado en 2021, almacena 350 MW de energía.

Iniciativas como esta benefician al medio ambiente y crean empleos verdes, impulsando el conjunto de habilidades de la fuerza laboral. Con suerte, esto conducirá a más puestos que creen soluciones para los problemas de los paneles solares del desierto, como los costos y el consumo de energía del transporte de los paneles al desierto.

Los avances en los paneles solares también están haciendo que las granjas en el desierto sean más realistas. Esto incluye mejoras en la durabilidad de los paneles, incluido qué tan bien se adhieren a la arena. Las preocupaciones de que las tormentas de arena reduzcan la eficiencia y los escombros afecten la durabilidad alentaron a los ingenieros a experimentar con innovaciones amigables con el clima del desierto.

Los ingenieros agregaron campos eléctricos a los paneles para dispersar las partículas , preparándolos para las amenazas del clima. Esto reduce la cantidad de agua destilada que se utiliza para limpiar los paneles y la guarda para fines más beneficiosos. Los avances de Internet de las cosas (IoT) y los servicios en la nube también están ayudando con los problemas relacionados con las operaciones remotas de los paneles, ya que es costoso y requiere muchos recursos para transportar personas regularmente a un desierto.

Algunas de las granjas solares más grandes y exitosas del mundo ya existen en los desiertos, cambiando la vida de las personas en las áreas circundantes al proporcionar energía limpia. Los paneles solares sostenibles en el desierto son posibles si caminamos con cuidado por estos paisajes generalmente vírgenes.

Se están realizando progresos para tener en cuenta los efectos secundarios potencialmente dañinos y, con la continua priorización de energías más ecológicas, es probable que se acelere aún más.

Por Jane Marsh. Artículo en inglés

Recibir Notificaciones OK No gracias