Mosquita del baño
Vida Consciente

Por qué no deberías matar a las Mosquitas del baño

¿Quién no se ha encontrado nunca con esas mosquitas a las que les gusta visitar los baños? Sí, sienten atracción por este lugar de la casa, porque es allí donde encuentran materia orgánica para alimentarse.

Este pequeño insecto, además de ser muy discreto (silencioso) y sensible (frágil), es inofensivo y no representa un riesgo para la salud humana. No hay noticias de ninguna enfermedad que esté relacionada con este insecto. Así que no le tengas miedo. Si está en tu baño es porque hay comida para él.

Las mosquitas del baño se alimentan de hongos que viven en ambientes húmedos y de materia orgánica que se encuentra en los desagües.

En este contenido explicaremos más sobre este animal, su importancia y cómo sacarlo del hogar de forma ecológica.


1. Mosquita del baño: ¿que animal es este?

Este insecto también se conoce con otros nombres:

  • Filtro de mosca
  • Mosca de baño
  • Mesa
  • Chamexuga

La mosquita del baño puede pertenecer al género Psycoda o Telmatoscopus , ambos forman parte de la familia Psychodidae, del suborden Nematocera, insertado en el orden Diptera, de la clase Insecta, del Reino Animal.

Hay generalmente cuatro especies de moscas del baño, tres del género Psychoda , que son las especies Psychoda alternata , Psychoda cinerea y Psychoda satchellie y otro género, Telmatoscopus , que incluye la especie Telmatoscopus albipunctatus .

Estas mosquitas tienen un cuerpo robusto y alas peludas, parecen polillas en miniatura. De adultas miden unos 2 mm y tienen un color que varía entre el gris y el marrón claro.

A diferencia de otros insectos, son muy frágiles, porque un pequeño golpe ya puede acabar con su existencia.


2. ¿Cómo llegan al baño?

Las mosquitas del baño se reproducen en ambientes húmedos. Las larvas de este insecto aparecen y se desarrollan en las alcantarillas y desagües. Sus huevos se depositan en las paredes de los desagües, cerca de la superficie del agua.

Además de los desagües, la hembra elige otros lugares para reproducirse y depositar sus huevos, como tuberías de alcantarillado, grietas de baldosas, empalmes de inodoros y cajas de canal. En estas áreas puede poner 200 huevos a la vez.

Las larvas de este insecto eclosionan en un máximo de 48 horas y permanecen en esta forma de nueve a 15 días, luego se convierten en pupas y luego de esa etapa sufren una metamorfosis que dura de 20 a 40 horas, cuando alcanzan la etapa adulta. En la edad adulta, su ciclo de vida no suele superar las cuatro semanas.

La velocidad del ciclo de reproducción y la cantidad de huevos que pone la hembra ocurre dependiendo de la disponibilidad de alimento (materia orgánica) que se encuentre en el medio.

Como ejemplo de materia orgánica tenemos: los residuos de cabello y piel que se acumulan cerca del desagüe, después del baño, y a esto se suman los hongos que se multiplican por la humedad del baño. Estos elementos son los ingredientes necesarios para servir de buen alimento a las larvas de estos insectos.

Otro factor que ayuda a estos insectos a enfocarse en lugares, como el baño, es que no tienen el hábito y la capacidad de volar largas distancias, por lo que se quedan en los ambientes donde nacieron y se criaron. Por eso es tan común verlos en los azulejos del baño y caminar por la superficie de fregaderos y lavamanos.

3. ¿Por qué no matarlas?

Esta mosca no sólo que no es dañina, también es útil para el medio ambiente, ya que cumple la función de reciclar materia orgánica y, sorprendentemente, si no fuera por ella, ¡el desagüe podría incluso atascarse!

Cuando ve estos insectos deambulando en su baño, o en cualquier otro lugar de la casa, es una señal de que hay una acumulación de materia orgánica, y esta mosquita es un indicador natural de esto.

Cada insecto tiene una función para el ecosistema, ¡así que no lo mates!

4. ¿Cómo prevenir tu presencia?

Para evitar que estos insectos se reproduzcan, es decir, que formen caldo de cultivo en determinados lugares, es necesario mantener el ambiente limpio y seco y los desagües cubiertos.

Vea más consejos sobre este cuidado:

4.1 Limpieza

Para evitar que estas mosquitas vivan en tu baño, sin tener que matarlos, mantén el ambiente limpio y libre de exceso de humedad y brotes de materia orgánica. Para hacer esto, lave y cepille los bordes de los desagües, detrás del inodoro y alrededor del fregadero. Seca siempre bien el suelo y las paredes, ya que la humedad contribuye a la proliferación de hongos, alimento de estos insectos.

4.2 Reparar fugas

Si hay alguna infiltración en tu hogar, ocúpate de solucionar el problema, ya que solo esto favorecerá la aparición de las larvas de este mosquito. Por lo tanto, si hay grietas, séllelas, para evitar la acumulación de agua en estos lugares.

4.3 Protección de drenaje

Los desagües son los lugares más favorables para atraer a la mosquita del baño porque, además de que el ambiente es húmedo y propicio, están los alimentos que necesitan para vivir. Por lo tanto, coloque protección (rejas, mallas o tapetes de goma) en cada desagüe para evitar el acceso y reproducción de este insecto.

Cuando existe una alta incidencia de esta mosquita en el ambiente es porque falta el cuidado mencionado.

Con este cuidado estarás haciendo un control natural de estos insectos, simplemente manteniendo limpio el medio ambiente.

Ahora que sabes más de este insecto, míralo con buenos ojos y sigue los consejos que te dieron, para que no prolifere infestando tu hogar.

Por Deise Aur. Artículo en portugués

Compártelo en tus redes

Comentarios

Pulsa aquí para hacer un comentario