Eco-Noticias Internacionales

Estudio advierte que la humanidad se enfrenta a catástrofes climáticas simultáneas

Los investigadores han advertido que para el final del siglo, muchas partes del mundo tendrán que hacer frente a hasta seis catástrofes climáticas a la vez, que van desde olas de calor e incendios forestales, hasta lluvias diluvianas y tormentas mortales.

“La sociedad humana se enfrentará a los devastadores impactos combinados de múltiples amenazas climáticas que interactúan”, dijo el coautor del informe, el Dr. Erik Franklin, investigador del Instituto de Biología Marina de la Universidad de Hawai.

“Están ocurriendo ahora y seguirán empeorando”, dijo a la agencia de noticias francesa AFP.

La sobrecarga de la atmósfera con dióxido de carbono, metano y otros gases de efecto invernadero ha desencadenado una vorágine de fuerzas potencialmente mortales.

Comienza con el aumento de las temperaturas, lo que, en regiones normalmente secas, provoca sequías, olas de calor e incendios forestales mortales, como los que arrasan California.

En climas más húmedos, el resultado es una fuerte lluvia e inundaciones.

Sobre los océanos, el calentamiento global crea supertormentas más grandes cuyo poder destructivo se ve reforzado por el aumento de los mares.

Hasta ahora, los científicos han estudiado principalmente estos impactos del cambio climático uno por uno, ocultando la posibilidad de que las comunidades humanas sean golpeadas por más de una a la vez, según el estudio.

El año pasado, por ejemplo, Florida experimentó sequías extremas, temperaturas récord, más de 100 incendios forestales y el huracán Michael, la tormenta más poderosa que jamás haya golpeado su territorio.

“Un enfoque en uno o pocos peligros puede enmascarar los impactos de otros, dando como resultado evaluaciones incompletas de las consecuencias del cambio climático en la humanidad”, dijo el autor principal, el profesor Camilo Mora, de la Universidad de Hawai.

El riesgo futuro de enfrentar múltiples impactos climáticos a la vez depende de la geografía y de si la humanidad logra reducir rápidamente las emisiones de gases de efecto invernadero.

Si, contra todo pronóstico, la humanidad logra limitar el calentamiento global a dos grados centígrados por encima de los niveles preindustriales, por ejemplo, la ciudad de Nueva York probablemente enfrentará un solo peligro climático, una supertormente, tal vez, en un año determinado al final del siglo.

El Acuerdo de París patrocinado por las Naciones Unidas sobre el cambio climático, firmado por 195 países en 2015, exige que el aumento de la temperatura se sitúe en “muy por debajo” de 2.0 ° C.

Incluso bajo estos escenarios optimistas, “el aumento de la exposición acumulada a la multitud de amenazas climáticas afectará a los países ricos y pobres por igual”, concluyó el estudio.

Sin embargo, si la contaminación por carbono continúa a su ritmo actual, es más probable que Nueva York se vea afectada por hasta cuatro de estas calamidades al mismo tiempo, incluida la lluvia extrema, el aumento del nivel del mar y las tormentas.

La ciudad australiana de Sydney y Los Ángeles podrían tener que hacer frente a tres calamidades climáticas simultáneamente, la Ciudad de México cuatro y Brasil, a lo largo de su costa atlántica, podrían enfrentar hasta cinco.

En todos los escenarios, las zonas costeras tropicales serán las más afectadas.

Para evaluar el riesgo de catástrofes climáticas agrupadas, el Profesor Mora y su equipo internacional recopilaron datos de varios miles de estudios revisados ​​por pares que analizaron 10 impactos específicos, en su mayoría de uno en uno.

Incluyeron incendios, inundaciones, lluvias, aumento del nivel del mar, cambios en el uso de la tierra, acidificación de los océanos, tormentas, calentamiento, sequía y suministro de agua dulce.

Los científicos analizaron cómo estos subproductos del calentamiento global impactan a los humanos en seis dominios: salud, alimentos, agua, economía, infraestructura y seguridad.

“Nuestra salud depende de múltiples factores, desde el aire y el agua limpios, hasta la comida y el refugio seguros”, dijo el coautor, el profesor Jonathan Patz, en el Instituto de Salud Global de la Universidad de Wisconsin.

“Si solo consideramos las amenazas más directas del cambio climático, las olas de calor o las tormentas severas, por ejemplo, inevitablemente nos veremos sorprendidos por amenazas aún más grandes que, en combinación, pueden tener impactos sociales aún más amplios”.

Los científicos que no participaron en la investigación dijeron que refuerza un punto que debería ser obvio pero que sigue siendo muy controvertido.

“Los costos de la inacción superan en gran medida los costos de tomar medidas sobre el cambio climático”, dijo el profesor Michael Mann, de la Universidad de Penn State.

“Aún podemos reducir el daño y el sufrimiento en el futuro si actuamos rápida y dramáticamente para reducir las emisiones de carbono”.

El estudio, publicado en Nature Climate Change, también muestra qué partes del mundo probablemente se ahorrarán los peores estragos del cambio climático.

Varios se encuentran en zonas templadas cercanas a regiones polares, como Tasmania y partes de Canadá o Rusia.

David twomey

Artículo original (en inglés)

Estos artículos también podrían interesarte

Agrega un Comentario

Pulsa aquí para hacer un comentario