Cómo curar las caries con la planta “quiebra muelas”

Es posible curar las caries en forma natural con esta planta popularmente conocida como “quiebra muelas”. Además de aliviar las molestias dentales, esta hierba también puede tratar muchas otras enfermedades relacionadas con el estómago y las vías respiratorias.

La “quiebra muelas”, cuyo nombre científico es Asclepia curassavica, es una planta muy popular en el mundo farmacéutico debido a sus propiedades medicinales, principalmente por su efecto analgésico en el tratamiento para curar las caries. Esta planta es originaria del continente americano y su importancia es tanta que incluso está registrada por la Sociedad Farmacéutica Mexicana.

Ahora se ha naturalizado en muchas partes del mundo, como China, Taiwán y Australia, y se cultiva como planta de jardín ornamental y como fuente de alimento para las mariposas monarca.

Debido a su amplia diversificación de ambientes en el mundo, esta planta útil para curar las caries y otras dolencias, recibe innumerables nombres, entre ellos: adelfilla, burladora, calderona, cancerillo, cerillo, chilillo, chilillo venenoso, cinco llagas, cojón de gato, cominos rústicos, contrayerba, cresta de gallo, flor de tigre, hierba de la culebra, hierba del sapo, hierba María, hoja delgada, la señorita, Pablito, pericón, ponchilhuite, ponchiuis, revienta muelas, rompe muelas, saca espinas, salvilla, San Pablillo, Santa Rosa, y otros.

Características botánicas de la “quiebra muelas”

Es un arbusto perenne, lo que significa que vive más de dos años y puede crecer hasta un metro de altura. Esta planta se caracteriza por tener tallos de color gris claro y una gran cantidad de “jugo lechoso” llamado latex.

Las hojas son lanceoladas, oblongas, que terminan en punta. Las flores aparecen en la parte superior y se agrupan en grupos de 10 o 20. Florecen casi todo el año. La corola suele ser de color rojo o violeta y los pétalos de color amarillo pálido o naranja, por lo que también se le llama bandera de España.

En el fruto miden de 5 a 10 cm de largo y contienen semillas oscuras de 6 a 7 mm de largo con pelos sedosos.

La Asclepia se puede encontrar en climas cálidos, semicálidos, áridos o templados, desde el nivel del mar hasta los 1.900 metros sobre el nivel del mar. A menudo crece en lugares no urbanizados, cerca de casas o a lo largo de caminos y arroyos. También se puede encontrar en los bordes de manglares, selvas tropicales, matorrales, pastizales, bosques de pino y bosques de encino.

curar las caries

Sus ingredientes activos

Según el Atlas Botánico de Medicina Tradicional Mexicana elaborado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), fue recién en el siglo XX que el Instituto Nacional de Medicina registró información sobre el uso médico de esta planta.

En ese entonces ya se mencionaba que esta hierba tiene propiedades antiblenorrágica, anticancerosa espasmódica, emetocatártica, estornutatoria y en afecciones del sistema nervioso. Luego el botánico Maximino Martínez agregó información sobre sus efectos anticancerígenos, antiparasitarios y antisépticos, y que aumenta la bilis, útil en las llagas y en verrugas.

Curar las caries y otros usos médicos

Según la Sociedad Farmacéutica de México, la Asclepia curassavica es una planta útil para tratar problemas dentales como caries y pérdida de dientes, aliviar el dolor y extraer el diente afectado fragmentándolo. En este caso, el látex de la planta se aplica directamente o con un algodón embebido en él sobre la zona afectada para curar las caries.

En otras regiones de México, como en Tabasco, las semillas también se aplican directamente en los dientes que sufren molestias o para curar las caries.

Esta planta se debe utilizar con extrema precaución ya que puede irritar las mucosas y es un laxante que puede resultar muy tóxico en grandes cantidades.

El látex a base de hierbas se usa ampliamente de forma externa para aliviar afecciones de la piel como el acné, el acné del bebé, el acné del cuero cabelludo y la gonorrea; así como verrugas, espinillas, infecciones de la piel, sarna e hinchazón. Se puede aplicar sobre los granos una pomada elaborada a base de manteca y el látex de la planta; o caldear la zona afectada con el cocimiento del “quiebra muelas” junto con un manojo de cualquiera de las siguientes plantas: Lobelia laxiflora o Lantana camara. Los granos de la cabeza se lavan con el cocimiento de la planta.

En otras regiones de Puebla, las mordeduras de serpientes se tratan con esta especie elaborado con una decocción de la planta. Funciona de la misma manera para las picaduras de alacrán o moscas. Y el látex se aplica en raspaduras y espinas enterradas.

La planta además se utiliza para tratar los dolores de cabeza debido a sus propiedades analgésicas. Para aliviar los síntomas reumáticos se debe preparar un macerado alcohólico (tintura madre) a partir de las flores y se deja fermentar durante ocho días.

Para tratar los problemas urinarios (micción difícil y dolorosa), la raíz se prepara a partir de una decocción y se toma en durante nueve días.

Por sus propiedades, también es un potente antiparasitario, especialmente antihelmíntico. También recomendado para otras enfermedades del aparato digestivo y biliares.

Cuando se trata de enfermedades respiratorias, la Asclepia es eficaz para tratar los resfriados, la congestión nasal y de garganta y el asma porque ayuda a limpiar los pulmones.

Por último, en caso de hemorroides, el fruto se aplica directamente en la zona.

Ecoportal.net

Con información de: https://www.infobae.com/ https://es.wikipedia.org/

Recibir Notificaciones OK No gracias