Licuado de avena y cacao para después del entrenamiento

Este licuado de avena y cacao es una opción que no sólo es muy saludable sino que también se considera una bebida sumamente energizante.

Este batido contiene una cantidad necesaria de vitaminas y minerales ideales para luego del entrenamiento físico porque es capaz de regular la presión arterial, mejorar la tonicidad cardíaca y brindar saciedad.

Solemos volver cansados del gimnasio, pero con la necesidad de reponer la energía consumida y con poco resto para ponernos a elaborar alguna comida. Por lo que este batido de avena y cacao, es una opción que no sólo es muy saludable sino que además se la considera muy energizante por los dos ingredientes que contiene y que pueden ayudarnos a deshacernos de la sensación de cansancio por un largo período de tiempo.

El cacao

El cacao puro es un alimento medicinal procedente de América. Se considera que es puro, amargo o negro cuando está hecho con granos de cacao tostado sin la adición de leche o de otros ingredientes.

Por ejemplo, el cacao es uno de los alimentos más saludables porque no tiene azúcar, por lo que puede contener menos calorías que el chocolate normal, y además estimula el sistema nervioso y circulatorio gracias a la teobromina, la cafeína y la teofilina. Mejora los procesos cognitivos debido a su alto contenido en antioxidantes.

Otros nutrientes que nos puede aportar el cacao son minerales como el potasio, fósforo y magnesio además de vitaminas B, E, D, C, K y tiamina. Todos pueden ayudarnos a prevenir la anemia y regular los niveles de colesterol y glucosa.
Se suma el triptófano que puede ayudar a mejorar nuestro estado de ánimo.

Beneficios de la avena

En cuanto a la avena, este es uno de los cereales más ligeros y saludables porque contiene casi todos los nutrientes necesarios para considerarse un alimento completo: proteína con 8 aminoácidos esenciales que ayudan a crear nuevo tejido en el organismo; vitaminas como B6, vitamina E, B5 y minerales: selenio, hierro, manganeso y cobre.

Gracias a su contenido en fibra puede ayudarnos a estabilizar los niveles de azúcar, facilitar el tránsito intestinal, evitar el estreñimiento y aumentar la sensación de saciedad al beber beber este batido.

Cómo preparar este licuado de avena y cacao

Ingredientes:

  • 1/2 taza de avena
  • 2 cucharadas de cacao en polvo sin azúcar
  • 1 plátano maduro
  • 1 taza de leche (puede ser de almendras, coco o de vaca)
  • 1 cucharada de miel o stevia
  • Hielo (opcional para más refresco)

Preparación

  • Pon la avena en la licuadora y licúa por unos segundos hasta que la avena se convierta en un polvo fino.
  • Agrega el cacao en polvo a la licuadora.
  • Pela el plátano y ponlo en una licuadora.
  • Vierta la leche.
  • Si quieres endulzar tu batido, agrega miel o stevia.
  • Si te gusta el batido más frío, puedes agregar unos cubitos de hielo en la licuadora para que quede granizado o luego.
  • Mezcla todos los ingredientes a alta velocidad hasta que la mezcla esté suave y cremosa.
  • Prueba el batido y ajusta la cantidad de ebdulzante según sea necesario para lograr el dulzor deseado.
  • Sirve con granola si quieres y ¡listo!

Este licuado de avena y cacao tiene un valor nutricional impresionante. Contiene 468 calorías, 84 gramos de carbohidratos, 1 gramo de colesterol, 21 gramos de proteína, 1 gramo de azúcar, 5 gramos de fibra, 1 miligramo de sodio y 8 gramos de grasa total.

Es una excelente manera de recuperar energía con este impulso de nutrientes.

Además, esta receta puedes aprovecharla también como desayuno saludable y energético para comenzar el día con todo!

A partir de ahora la avena y el cacao se convertirán en tus compañeros en el cuidado de tu salud.

Ecoportal.net

Con información de: https://www.gastrolabweb.com/