Recetas con alimentos con vitamina A para disfrutar cuidando tu piel

Esencial para la vista, la piel y el desarrollo óseo, la vitamina A también favorece la inmunidad y es antioxidante, allí radica la clave en que sea ideal para el cuidado de tu piel. Puedes preparar ricas comidas pensando en ingredientes que contengan esta vitamina.

Quizá no te lo hayas preguntado, pero ¿estás incluyendo en tus dieta diaria suficientes alimentos con vitamina A? Es necesario esta vitamina esté presente en tus comidas diarias para proteger la piel y buena vista, defenderse de las infecciones, ganar antioxidantes y fortalecer los huesos.

Para garantizarte el aporte diario adecuado de esta vitamina, te recomendamos incluir en tus recetas alimentos ricos en ella. Aquí te compartimos algunas propuestas ideales para llenar tus platos de vitamina A.

Recetas con alimentos que contienen vitamina A

Calabaza, zanahoria, col, albaricoque, melocotones, mango... Estas recetas son deliciosas y llevan alimentos con mucha vitamina A.

Bolitas de calabaza con setas

Ingredientes (para 4 personas)

  • 1 calabaza redonda mediana
  • 300 g de setas variadas
  • 1 bandeja de tomates cherry
  • 1 cucharada sopera de sésamo
  • 40 ml de aceite de oliva

Preparación (15'+10' de cocción):

  1. Parte la calabaza se parte por la mitad y vacía la pulpa con un sacabalas.
  2. Calienta el aceite en una paella o wok y agregan las bolitas de calabaza. Cuando se han impregnado de aceite, añade las setas, limpias y troceadas.
  3. Saltea durante unos 10 minutos. Pasado este tiempo, añade los tomates, enteros y sin pelar, y el sésamo.

Variante: El salteado se puede servir dentro de la calabaza.

Información nutricional:

  • Vitamina A por ración: 360 mcg. Cubre el 36% de las necesidades diarias del hombre y el 45% de las de la mujer.
  • Calorías: 220.

Coleslaw tibio con mantequilla de berro

Ingredientes (para 4 personas)

  • 1 col verde
  • 2 zanahorias
  • 1 manojo de espárragos
  • 50 g de pasas
  • 100 g de mantequilla
  • 100 g de berros
  • aceite de oliva
  • pimienta y sal

Preparación (20'+30' de cocción):

  1. Deja ablandar la mantequilla a temperatura ambiente. Mientras tanto, lava los berros, elimina sus tallos y pica las hojas. Mezcla con la mantequilla hasta obtener una pasta homogénea y envuélvela en papel de aluminio dándole forma cilíndrica. Reserva en la nevera.
  2. Retira las hojas exteriores de la col, lava y corta en tiras un poco gruesas. Espolvorea todo con sal y deja reposar sobre un colador. Pela las zanahorias y corta en tiras. Trocea los espárragos, sin su tallo duro.
  3. En una sartén ancha o wok saltea los espárragos. Añade las zanahorias, las pasas y, al final, la col. Salpimienta.
  4. Sirve con una rodaja de mantequilla de berros encima, que se derretirá con el calor de las verduras.

Información nutricional:

  • Vitamina A por ración: 910 mcg. Cubre el 91 % de las necesidades diarias del hombre y el 14% de las de la mujer.
  • Calorías: 303.

Paella verde de quinoa

Ingredientes (para 4 personas)

  • 1 manojo de acelgas grandes
  • 1 calabacín
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 150 g de quinoa
  • 30 g de pipas de calabaza
  • caldo vegetal
  • perejil
  • aceite de oliva
  • pimienta
  • sal

Preparación (15'+30' de cocción):

  1. Limpia las acelgas eliminando las partes mustias, lava en agua abundante y corta en juliana.
  2. Pela la cebolla y pica finamente. Lava y pela el calabacín. Guarda la piel para elaborar la picada y corta el resto en dados pequeños. Lleva a ebullición el caldo (o el agua, en su defecto). Se necesita aproximadamente el doble de líquido que de quinoa.
  3. Corta los dientes de ajo en rodajas y dora en una cazuela baja. Antes de que tomen color añade la cebolla y rehoga un par de minutos. Luego agrega el calabacín y sofríe otros dos minutos. Finalmente añade las acelgas y rehoga todo unos últimos cinco minutos.
  4. Cuando las verduras están ligeramente cocidas añade la quinoa y moja con un par de cucharones de caldo vegetal o de agua hirviendo. Tapa y baja el fuego. Mientras tanto elabora una picada triturando el perejil, la mitad de las semillas de calabaza y la piel del calabacín junto con un poco de agua, pimienta y sal.
    Controla la quinoa para añadir rnás agua, siempre caliente, si el grano lo pide. Una buena forma de saber si ya está cocida es observar el momento en el que los circulitos del grano se separan. Antes de que esto ocurra, a los quince minutos de cocción aproximadamente, añade la picada, que será lo que le dé color.
    Ya que es una paella, ha de quedar un poco seca. Aun así, si resulta algo caldosa tampoco estropea el plato final.
    Una vez en su punto, la paella se puede servir espolvoreada con el resto de semillas de calabaza, ligeramente tostadas.

Información nutricional:

  • Vitamina A por ración: 175 mcg. Cubre el 18% de las necesidades diarias del hombre y el 22% de las de la mujer.
  • Calorías: 275.​

Ecoportal.net

Fuente