El negocio con las semillas híbridas industriales

Las grandes corporaciones se han apoderado de un bien cultural milenario: las semillas. Científicos de todo el mundo trabajan para crear frutas y verduras híbridas. ¿Cuán saludable, natural y justo es todavía lo que consumimos?

Las semillas modernas y estandarizadas se comercializan como el oro. Unas pocas empresas agrícolas internacionales dominan el negocio y obtienen ganancias multimillonarias. Producen en países con mano de obra barata, en condiciones miserables y a menudo de forma ilegal con trabajo infantil y explotación de mujeres.

El buen aspecto y la larga conservación de las frutas y verduras híbridas se logran a expensas de su sabor y sus nutrientes. Solo en los últimos 50 años, las verduras han perdido el 27% de su contenido de vitamina C y casi la mitad de su contenido en hierro. Las semillas manipuladas aumentan los rendimientos y, por lo tanto, generan mayores ganancias en el mercado global. Las variedades antiguas, resistentes y ricas en nutrientes, se están extinguiendo a expensas de la biodiversidad. Sin embargo, ni los agricultores ni los consumidores parecen tener otra opción.

https://www.youtube.com/watch?v=nWuciai4OsM&feature=youtu.be

Ecoportal.net

Fuente

Recibir Notificaciones OK No gracias