Los 10 frutos secos más saludables para su dieta

¿Necesita una fuente saludable de grasas y proteínas? Pruebe estos frutos secos la próxima vez que vaya al supermercado, que son especialmente beneficiosos para los vegetarianos o veganos. Si bien los cacahuates son los más populares, existen muchos tipos diferentes de nueces y saben muy bien cuando se agregan a la ensalada o al yogur si no desea comerlos solos. Hemos compilado una lista de los 10 frutos secos más saludables para agregar a su dieta. 

Cacahuates

Los cacahuetes ocupan el primer lugar en esta lista porque son los más altos en proteínas y minerales, incluidos magnesio, cobre, potasio, niacina y vitamina E. El magnesio es importante porque estimula el crecimiento óseo y reduce la presión arterial. Ingerir alimentos que contienen cobre mantiene los nervios sanos y ayuda en la producción de glóbulos rojos. 

Los cacahuetes también proporcionan energía y promueven la salud del corazón, ya que son ricos en aminoácidos y contienen muchas proteínas por porción. Incluir maní en su dieta regularmente puede reducir sus posibilidades de sufrir un derrame cerebral, ya que reducen la susceptibilidad al daño vascular al aumentar la producción de la hormona vasodilatadora, el óxido nítrico. 

Almendras:

Las almendras  son ricas en proteínas (contienen 6 gramos de proteína por porción de 1 oz), fibra dietética, calcio y riboflavina, que son beneficiosas en la producción de sangre. Estos frutos secos contienen una gran cantidad de ácidos grasos saludables que son una buena fuente de antioxidantes y ayudan a proteger su cuerpo del estrés oxidativo. 

Las almendras también tienen un alto contenido de vitamina E, que ayuda a proteger las membranas celulares del daño. La ingesta diaria recomendada de magnesio es de 310 a 420 mg, y dos onzas de almendras proporcionan la mitad de esa cantidad con 150 mg.

Anacardos:

Los anacardos son ricos en antioxidantes, vitaminas E, K, B6 y minerales como cobre, fósforo, zinc, magnesio, hierro y selenio, un mineral que funciona con la vitamina E para proteger las membranas celulares del daño oxidativo.
Contienen el 23% de la cantidad recomendada de magnesio que puede aliviar las migrañas, aumentar la capacidad cognitiva y también prevenir enfermedades cardiovasculares como trastornos cardíacos y ataques cardíacos. 

Nueces de Brasil:

Las nueces de Brasil no contienen gluten y se pueden encontrar en abundancia en la selva amazónica. El árbol de nuez de Brasil crece mejor en áreas no inundables en las tierras bajas húmedas de Bolivia, Brasil, Colombia, Venezuela y Ecuador. Una porción de 1 onza proporciona 14 gramos de proteína y son una rica fuente de nutrientes esenciales como el selenio, el cobre y la tiamina.

Pistachos:

Comer pistachos puede ayudar a regular la diabetes, hidratar la piel, disminuir el colesterol LDL y aumentar la absorción de hierro. Los pistachos también son ricos en cobre, fibra, vitamina B6 y antioxidantes. El contenido de grasa en los pistachos es el más bajo en comparación con otras nueces de árbol, pero contienen la mayor cantidad de fósforo en comparación con los anacardos y las almendras. Los pistachos también contienen la mayor cantidad de potasio de otros frutos secos.

Nueces:

¡ Una porción de nueces (¼ de taza) está llena de grasas omega-3! Tienen un alto contenido de potasio, calcio y magnesio, que son excelentes para quienes padecen anemia, a quienes les puede faltar hierro en sus dietas. La adición regular de nueces a su dieta mejorará la salud del corazón, proporcionará beneficios antioxidantes y antiinflamatorios. El consumo de nueces también protegerá contra el síndrome metabólico y puede disminuir el riesgo de una coagulación sanguínea excesiva. 

Piñones:

El consumo regular de piñones aumentará tu energía y también puede suprimir el apetito. Los piñones pueden reducir el riesgo de contraer enfermedades del corazón y también tienen un alto contenido de proteínas y minerales como el magnesio y el hierro. La investigación ha sugerido que la incorporación de piñones en su dieta contribuirá a una visión saludable.

Nueces de palma:

Las nueces de palma tienen un alto valor nutricional y contienen muchos minerales esenciales como zinc, vitaminas B, fósforo y grasas monoinsaturadas saludables. Las nueces de palma proporcionan una gran cantidad de ácido fólico, vitamina E y potasio, que son buenos para reducir la presión arterial y mantener el equilibrio de líquidos y la función muscular adecuados.

Nueces de macadamia:

Las nueces de macadamia son una buena fuente de minerales y son ricas en proteínas, antioxidantes, fibra dietética y no contienen colesterol. Son nativos de las selvas tropicales de la costa este en el este de Australia y también se pueden encontrar en regiones tropicales o subtropicales como las islas de Hawai y América Central. 

Las nueces de macadamia son una gran fuente de ácidos grasos monoinsaturados y también pueden mantener los niveles de contenido de grasa presentes en la sangre, lo que ofrece protección contra accidentes cerebrovasculares y enfermedades de las arterias coronarias. 

Nueces pecanas:

Los beneficios para la salud de las nueces pecanas incluyen ser una buena fuente de grasas no saturadas y albergar vitaminas y minerales como las vitaminas A, B y E. La adición regular de nueces pecanas a su dieta también puede reducir el colesterol y proporcionar una gran fuente de energía, ácido fólico, niacina y caroteno B, que es un precursor de la vitamina A. Incluir nueces pecanas en su dieta ayuda a disminuir el colesterol total y el colesterol LDL, y también aumenta el HDL, que se considera colesterol “bueno”.

Por HealthFitness Revolution. Artículo en inglés

Recibir Notificaciones OK No gracias